Internacionales

Confirman paternidad de hija de Anna Nicole Smith

* Pruebas confirman a fotógrafo Larry Birkhead como padre de la hija de la famosa supermodelo

El fotógrafo Larry Birkhead, ex novio de la ex conejita Playboy Anna Nicole Smith, es el padre de la pequeña hija de la recién fallecida modelo, confirmó este martes una corte en las Bahamas al revelar los resultados del examen de ADN que puso fin a meses de especulaciones.
“¡Se los dije! (...) Los exámenes mostraron que Dannielynn es mi bebé y pronto vendrá a casa”, dijo Birkhead a la salida de una corte, que lo confirmó como el padre de la niña y que estaba inscrita en Bahamas, donde nació, como hija del abogado y último compañero de Smith, Howard K. Stern.
A tan rocambolesca situación sobre la paternidad de la pequeña se había sumado Frederic von Anhalt, de origen alemán, de 63 años, octavo esposo de la actriz Zsa Zsa Gabor, y quien también aseguró innumerables veces que era el padre de Dannielynn.
“Según la prueba de ADN, Larry es el padre biológico”, aseveró a periodistas en el exterior del palacio de Justicia de Nassau (Bahamas), el doctor Michael Baird, que efectuó este procedimiento.
Stern dio una breve declaración, y aclaró que no se opondría a que Birkhead asumiera por completo la custodia de Dannielynn.
“Estoy en completo desacuerdo con esto, pero mis sentimientos por Dannielynn no han cambiado (...) tampoco voy a desmentir las declaraciones de Larry Birkhead”, dijo Stern visiblemente emocionado.
“Voy a hacer todo lo posible por garantizar que Larry Birkhead obtenga la custodia (...) Me gustaría que fuera una transición gradual”, añadió el abogado, quien poco después de nacida la niña la inscribió como hija suya, y celebró una ceremonia no oficial de unión con Smith.
La huérfana Dannielynn Hope, de siete meses, perdió a su hermano mayor, de 20 años, tres días después de nacer en las Bahamas en septiembre pasado, y a su madre, la ex conejita Playboy de 39 años, el 8 de febrero, por una sobredosis accidental de medicamentos, mientras descansaba en un hotel de Miami, Florida.
Tras la muerte de Smith, la niña se convirtió en blanco de una disputa por su paternidad en momentos en que siguen en juego millones de dólares que la pequeña podría heredar de su madre, que estaba peleando por la mitad de la fortuna de 1,700 millones de dólares del anciano magnate petrolero J. Howard Marshall, con quien se casó en 1994 a los 26 años, cuando él tenía 89.
La pelea por la herencia, que ya dura más de una década, aún no se ha resuelto.
El proceso sobre la paternidad de la hija de Smith, además de una investigación sobre la causa de su muerte, retrasaron durante tres semanas el entierro de la modelo, que finalmente se realizó el 2 de marzo en las Bahamas, cuando finalizaron las disputas legales.
El ataúd de Smith fue llevado al interior de una iglesia de Nassau decorada con ornamentos rosados y una alfombra roja para la ocasión.
La ceremonia privada transcurrió tras una batalla legal sobre el destino final del cuerpo de la ex conejita de Playboy, disputado entre Stern, que deseaba su entierro en Bahamas al lado de su hijo, y su madre Virgie Arthur, que quería enterrarla en su natal Texas (centro sur de Estados Unidos).