Internacionales

Extremas medidas de seguridad en Campeche


CAMPECHE, México (AFP) – Campeche, tranquila ciudad del este de México, ve interrumpido su tranquilo estilo de vida con la llegada de cientos de policías federales que resguardan los sitios sede de la cumbre del Plan Puebla Panamá, con los presidentes de Centroamérica y Colombia convocados por el mexicano Felipe Calderón.
Por los restos de la majestuosa muralla de piedra que alguna vez protegió a esta ciudad costera del ataque de piratas, se observan circulando patrullas de la Policía Federal Preventiva (PFP) y de los cuerpos de seguridad estatales, además de unidades del Ejército mexicano.
Hoy lunes y mañana martes, presidentes de Centroamérica, Colombia y México se reunirán en la cumbre extraordinaria del Plan Puebla Panamá (PPP), encuentro convocado por el mandatario mexicano Felipe Calderón, que busca redefinir los mecanismos de este acuerdo y, al mismo tiempo, recuperar el liderazgo regional de su país.
"Sí, nos asusta un poquito ver tanta seguridad porque aquí en Campeche nunca pasa nada. Aunque no anden vestidos de policías o de militares, nos damos cuenta de que andan muchos guardias presidenciales. Se les nota por su ropa oscura y su corte militar", dice Remigio González, de 50 años de edad, habitante de la ciudad.
El hombre indica la presencia en las calles de numerosos elementos del Estado Mayor Presidencial, fácilmente identificables por su cabello corto y su actitud de vigilancia durante horas bajo el sol que cae inclemente durante el día en esta ciudad de la costa caribeña.
El Centro de Convenciones de Campeche, que albergará las tratativas del PPP, está cercado por vallas de acero y, en las cercanías, un centro deportivo es base de operaciones de numerosos elementos de seguridad federales, quienes permanecen ocultos gracias a los plásticos negros colocados en las puertas.
Cerca del lugar sede de la reunión, los vendedores de un comercio ignoran si podrán abrir sus puertas hoy lunes y mañana martes, días de la cumbre del PPP.
"Todavía no nos dicen nada de si van a cerrar, pero lo que sí nos exigieron es que llevemos nuestro gafete (tarjeta de identificación) en un lugar visible, para que sepan quiénes somos", dice Carmina, una empleada del lugar.
A su lado, otra joven, que prefiere omitir su nombre, se queja del cierre de calles con el que se encontró por la mañana al salir hacia su trabajo.
"No pude pasar, me tuve que bajar del taxi antes y caminar, no mucho, pero sí unas calles. ¿Para qué tanta seguridad si aquí nunca pasa nada?", dice la joven vendedora.
Remigio González coincide en que la vida de Campeche es sumamente tranquila y, de hecho, contrario al común de las cumbres presidenciales, para la del PPP no se esperan manifestaciones.
"Desde hace muchos años que no había tanta seguridad, a veces la hubo cuando venía algún presidente, pero era de México, y ahora son de muchos países", añade el hombre al reconocer que no conoce lo que es el PPP.
Los presidentes de Centroamérica y México, con el de Colombia como observador, inician hoy lunes en Campeche la cumbre extraordinaria del PPP, en la que uno de los temas principales será la ubicación de una refinería para dotar a la región de gasolina a precio competetivo.
El PPP fue lanzado el 15 de junio de 2001 por el entonces presidente mexicano Vicente Fox, con el fin de lograr un desarrollo equilibrado en la región mesoamericana a través de proyectos de infraestructura y cooperación social.
Para la cumbre extraordinaria de Campeche, el objetivo es "revisar la estructura institucional e iniciativas del Plan con miras a integrar mecanismos más ágiles y eficientes que permitan atender las prioridades en materia de desarrollo social y económico", según la declaratoria de una reunión preparatoria realizada en febrero pasado.