Internacionales

¿Encuentran tumba de Jesús?

La Autoridad de Antigüedades de Israel ha dicho que la probabilidad de que los ataúdes pertenecieran a Jesús y su familia es casi cero.

Los autores de un documental estadounidense producido por el director de "Titanic", James Cameron, dijeron este lunes haber encontrado la tumba de Jesús al lado de la de María Magdalena, con quien habría tenido un hijo.
Según "La tumba perdida de Jesús", documental dirigido por el israelí Simcha Jacobovici, las tumbas de la familia de Jesús fueron descubiertas en 1980 en Talpiot, un barrio de Jerusalén.
Una combinación de análisis genético y cálculo de probabilidades permite a los autores concluir que el lugar albergó los restos de Jesús, María Magdalena, un hijo de ambos de nombre Judas, María, la madre del profeta, y un Matías que estaría relacionado con la familia.
En una conferencia de prensa celebrada en la sede central de la biblioteca pública de Nueva York, los autores y productores del documental, rodeados de un grupo de especialistas, desvelaron los osarios de "Jesús hijo de José" y "Mariamene e Mara", o "María la del maestro", en referencia a la de Magdalena.
Ambos no tienen más de un metro de largo y unos 50 cm de alto y ancho. La que supuestamente pertenece al Mesías del cristianismo es más sencilla que la de su supuesta esposa, que presenta un par de ornamentos.
Cameron dijo que el hallazgo pone fin a la ausencia de pruebas físicas de la existencia de Jesús con "evidencias tángibles, físicas e incluso forenses, en algunos casos". Estas evidencias pueden interpretarse como argumentos contra algunos de los pilares del cristianismo, como la resurrección de Cristo o su celibato. "Sé que dirán que tratamos de minar el cristianismo. Nada más lejos de la verdad, esta investigación saluda la existencia real de esas personas".

Acusado de haberse metido en terreno demasiado pantanoso para un cineasta, Cameron se pronunció a favor de encontrar la verdad. "Como autor de documentales no debo tener miedo a buscar la verdad", dijo. El documental será difundido el 4 de marzo por la cadena Discovery Channel, y basa la más espectacular de sus conclusiones en el hecho de que el ADN del sarcófago de "María la del maestro" no coincide con el de Jesús, lo que descarta relación sanguínea y potencia la idea de una relación matrimonial.
Asimismo, el documental afirma que, pese a tratarse de nombres corrientes en la época, la posibilidad estadística de que en una familia coincidieran todos ellos sin tener nada que ver con Jesús de Nazaret, es demasiado remota. Concretamente, esa posibilidad es de 600 contra 1, según Andrey Feuerverger, profesor de matemáticas en la Universidad de Toronto que asistió a la conferencia de este lunes.
La teoría del documental ha sido acogida con escepticismo e incluso abierto desprecio. El arqueólogo israelí Amos Kloner, que documentó esta tumba como la cueva de entierro judía de una familia próspera, cree que no hay pruebas que respalden las afirmaciones de que allí fue enterrado Jesús.
"Esta es una cueva judía para entierros. En cuanto a los nombres que aparecen en ella, se trata de una coincidencia. No tenemos una prueba científica de que sea la tumba de Jesús y de los miembros de su familia", declaró Kloner al diario Yediot Aharonot. El arqueólogo sostuvo que de 900 cuevas utilizadas para entierros encontradas en un radio de 4 km de la ciudad vieja de Jerusalén, que datan del Período del Segundo Templo, el nombre Jesús o Yeshu fue encontrado 71 veces, aunque no se halló "Jesús hijo de José".
La Autoridad de Antigüedades de Israel, que tiene la custodia de los sarcófagos y restos hallados en el panteón, se negó a hacer comentarios, aunque en 1996 uno de sus portavoces dijo que la probabilidad de que los ataúdes pertenecieran a Jesús y su familia eran "casi cero".
Las Iglesias cristianas ortodoxa y católica afirman que la tumba de Jesús se encuentra bajo la Iglesia del Santo Sepulcro en el Jerusalén antiguo, mientras que los protestantes sostienen que está más al norte, fuera de las murallas de la ciudad vieja.