Internacionales

Policía guatemalteca será sometida al polígrafo

El presidente Oscar Berge dijo que prefiero menos policías pero que sean los mejores.

El Gabinete de Seguridad del presidente de Guatemala, Oscar Berger, analizará la posibilidad de someter a la prueba del polígrafo a agentes con mandos altos para realizar una depuración en la Policía Nacional Civil (PNC).
En declaraciones que publica hoy la prensa local, Berger anuncia que discutirán una propuesta para depurar la PNC, y en esta se incluye someter al polígrafo a un grupo de agentes con cargos altos en la institución.
La propuesta sobre cuántos agentes deben pasar la prueba será presentada por el Ministerio de Gobernación (Interior).
"Prefiero menos policías pero que sean los mejores" porque "sabemos que hay muchos contaminantes, amenazas, dinero fácil, entre otros, pero tenemos que hacerlo (la depuración) de una forma más radical", subrayó el mandatario.
El anuncio se hace después de la captura de cuatro agentes de la PNC por su presunta participación en el asesinato, el pasado lunes, de tres diputados salvadoreños al Parlamento Centroamericano (Parlacen) y su chófer.
Los policías detenidos el pasado miércoles son los oficiales Luis Arturo Herrera López, Jorge Korki López Arreaga y los agentes José Adolfo Gutiérrez y Marvin Langen Escobar Méndez. Otros dos está prófugos.
Los agentes fueron implicados en los asesinatos de los diputados Eduardo D'Aubuisson, William Pichinte y José Ramón González, y el agente y chófer Gerardo Napoleón Ramírez.

Los cuerpos calcinados de los parlamentarios y el de Ramírez fueron localizados el pasado lunes dentro de un vehículo en la carretera que de la capital guatemalteca conduce hacia la frontera con El Salvador.
En declaraciones en México el pasado jueves, el presidente Berger aseguró que el narcotráfico está detrás de los asesinatos de los diputados salvadoreños.
Según el mandatario, el grupo de policías capturados como responsables de los crímenes "esperaban un traslado de droga o de dinero".
"Esperaban obtener un botín de droga o dinero", pero "al verse frustrados (de no encontrar nada en el vehículo), tomaron la decisión absurda y cruel de asesinarlos", afirmó.
Las fuerzas de seguridad y el Ministerio Público (MP) continúan las investigaciones para establecer los móviles de los asesinatos y también para dar con los autores intelectuales de los crímenes, que fueron repudiados a nivel centroamericano.
Los policías guatemaltecos fueron detenidos luego de que las autoridades analizaron la tecnología de Posicionamiento Global por Satélite (GPS, por sus siglas en inglés) que tenía instalado el vehículo que interceptó a la camioneta de los diputados.
Versiones de testigos y el vídeo de la Empresa Municipal del Transporte, son otras pruebas que han aportado las autoridades a los tribunales en contra de los agentes.
Según la policía salvadoreña, que apoya las investigaciones, los cuatro agentes detenidos habían cometido delitos antes de los asesinatos de los diputados.
El director de la PNC de El Salvador, Rodrigo Ávila, dijo el pasado viernes en su país que en Guatemala obtuvo información "de que estos sujetos no es la primera vez que han cometido delitos", y agregó que "un delincuente que hace esto puede tener relación con cualquier tipo de cosa".