Internacionales

Rice en Bagdad

Condoleezza Rice, llegó hoy a Bagdad en una visita sorpresa antes de viajar a Israel. La sangría en Irak continúa: al menos siete muertos y más de 40 heridos en dos atentados.

La secretaria de Estado estadounidense, Condoleezza Rice, efectuó este sábado una sorpresiva visita a Bagdad, destacando que se necesitará tiempo para que el plan de seguridad tenga "resultados concretos", mientras que las autoridades iraquíes evocaban ya buenos resultados.
"El plan de seguridad para Bagdad acaba de comenzar y de implementarse", declaró Rice a los periodistas que la acompañan en su gira por la región. La visita de la secretaria de Estado se produce tres días después del anuncio, por parte de las autoridades iraquíes, del lanzamiento oficial del plan que pretende pacificar Bagdad.
"Es importante resaltar que el plan de seguridad no fue concebido para aplicarlo en un sólo día, sino poco a poco", agregó la secretaria de Estado. Rice expresó que planeaba reunirse con el presidente iraquí, Jalal Talabani, así como con el primer ministro, Nuri al Maliki.
La presencia de Rice en Bagdad tiene lugar un día después de que el Congreso de Estados Unidos aprobara una resolución, no vinculante, contra el nuevo plan estratégico de seguridad del presidente republicano George W. Bush. La estrategia prevé el despliegue suplementario de 21 mil 500 soldados estadounidenses hasta fines de mayo, de los cuales más de 17 mil serán destinados a Bagdad para tomar parte del plan de pacificación del gobierno iraquí.
Este sábado, el comando militar iraquí encargado del plan de seguridad afirmó que sus primeros resultados eran tangibles. "Las acciones terroristas han disminuido en un 80%", aseguró en una rueda de prensa en Bagdad el portavoz del comando, Qassim Atta al Mussawi. Según él, la morgue "sólo ha recibido 20 cadáveres" de víctimas no identificadas en las últimas 48 horas, contra 40 a 50 por día hace unas semanas.
Por otro lado, 140 personas buscadas, entre ellas los responsables de un ataque contra la Universidad de Bagdad que causó 70 muertos el 16 de enero, fueron detenidos. Los presuntos autores de otro ataque contra un mercado del centro de Bagdad, que dejó 80 muertos el 27 de enero, también fueron capturados, indicó la misma fuente.
Este primer balance fue presentado sólo tres días después del lanzamiento oficial por las autoridades iraquíes del plan de seguridad para la capital, que prevé el despliegue de 85.000 hombres en la ciudad antes del mes de mayo, 50.000 soldados y policías iraquíes y 35.000 norteamericanos.
Continúa la sangría
La jefa de la diplomacia estadounidense, protegida por un amplio operativo de seguridad, llegó a Irak poco después de que estallara un artefacto explosivo artesanal en el este de Bagdad, que hirió a tres policías. En otro incidente, al menos siete personas murieron y 48 resultaron heridas este sábado en un doble atentado con coches bomba en Kirkuk (250 km al norte de Bagdad), aseguraron fuentes policiales.
El atentado tuvo lugar en un garaje de un barrio de mayoría kurda, en Rahimawa, cerca de las 10H10 (01H10 de esta madrugada, hora de Nicaragua), precisó a France Presse el capitán de la policía Imad Jassim. La secretaria de Estado es esperada esta tarde en Jerusalén, donde se reunirá el lunes con el primer ministro israelí, Ehud Olmert, y el presidente palestino, Mahmud Abas.