Internacionales

Combates en Gaza dejan más de 20 muertos

Las negociaciones por un alto el fuego continúan entre Hamas y Al Fatal, a pesar de los sangrientos enfrentamientos de las últimas 48 horas.

Por lo menos 25 palestinos murieron desde el jueves en la franja de Gaza en violentos combates entre los movimientos rivales Hamas y Al Fatah, cuyos jefes Mahmud Abas y Jaled Mechaal tienen previsto reunirse el martes en Arabia Saudí para intentar poner fin al derrame de sangre.
En el último incidente, un civil y un miembro de la fuerza ejecutiva, controlada por el gobierno de Hamas, murieron en Abassane, al sur de la franja de Gaza, elevando a 19 la cifra de muertos de este viernes. Los dos hombres murieron poco después del anuncio de Hamas y Fatah de un acuerdo para "consolidar" una tregua que firmaron el martes y que quedó hecha trizas tras los sangrientos enfrentamientos del jueves.
Otras dos personas murieron a raíz de las heridas recibidas en combates entre ambos bandos en el barrio de Tal al Hawa, durante los cuales fallecieron además tres miembros de la guardia presidencial de Abas, el presidente palestino y jefe de Fatah.
Seis personas perdieron la vida el jueves, cuando una emboscada tendida por Hamas contra un convoy sospechoso de transportar armas para las fuerzas fieles a Fatah provocó la ruptura de la tregua.
En este contexto, representantes de Fatah y Hamas se reunieron en Gaza bajo los auspicios de emisarios de seguridad egipcios. Acordaron "consolidar la tregua" pero los combates continuaron. Una nueva reunión estaba prevista a partir de las 10 de la mañana, hora de Nicaragua.
Entre las personas que murieron el viernes figura un alto responsable de un servicio de inteligencia fiel a Fatah, el general Abdelqader Salim, que falleció en un ataque de activistas de Hamas contra su cuartel general en Jabaliya, así como un niño de siete años, una mujer de 38 y dos adolescentes. Unos 250 palestinos resultaron heridos, entre ellos unos 50 miembros de la guardia presidencial, cuyo campo de entrenamiento fue atacado por disparos de mortero.
Desde Ramala, en Cisjordania, Abas pidió el cese "inmediato" de los combates. "Llamo a todas las partes en Gaza a cesar inmediatamente las acciones que afectan a los intereses del pueblo palestino", declaró a la prensa. "Llamo a todos los palestinos, sea cual sea su tendencia política, a terminar con el derramamiento de sangre del pueblo palestino", agregó.
Según el representante palestino en Arabia Saudí, Abas y el jefe de Hamas en el exilio Jaled Mechaal tienen previsto reunirse el martes en La Meca para intentar solucionar la grave crisis entre sus movimientos, enfrascados en una lucha de poder desde la victoria electoral de los islamistas de Hamas en enero de 2006.
El fracaso de varias reuniones que buscaban implementar un gobierno de unidad nacional y el deterioro de la situación humanitaria a raíz de la suspensión de la ayuda occidental al gobierno de Hamas exacerbaron las tensiones."El encuentro en principio debe tener lugar el martes", dijo a France Presse Jamal Al Chokabi.
Pero Abas dijo que esperaba recibir una invitación formal de Arabia Saudí precisando la fecha de la cita. El rey saudí Abdalá lanzó la iniciativa de reconciliación a fines de enero, tras varios episodios de violencia entre palestinos que dejaron 35 muertos en cuatro días.
Abas se reunió con Mechaal el 21 de enero en Damasco, donde reside este último en el exilio, y convinieron reanudar el diálogo para formar un gobierno de unidad nacional. Las conversaciones se reanudaron luego en Gaza, tras ser suspendidas por la violencia.