Internacionales

Tres muertos y 133 heridos en Líbano


BEIRUT, EFE
Al menos tres personas murieron y otras 133 resultaron heridas ayer en la huelga general convocada por la oposición libanesa, informaron a EFE fuentes de las Fuerzas de Seguridad Interior del Líbano.
Las fuentes indicaron que dos de las víctimas perdieron la vida en un barrio de la ciudad norteña de Trípoli durante un enfrentamiento entre partidarios de la Corriente Futuro, encabezada por el diputado Saad Hariri, y seguidores de la oposición, encabezada por el grupo chií libanés Hizbulá.
Asimismo, en la zona de Batrín, también en el norte del país, la violencia se cobró una víctima mortal. Los 133 heridos fueron causados por enfrentamientos y disturbios en diferentes zonas del país.
Con la huelga general la oposición libanesa ha intentado forzar la dimisión del gobierno del primer ministro libanés, Fuad Siniora, y la convocatoria de elecciones anticipadas.
El movimiento de protesta comenzó con el corte de carreteras interurbanas, entre ellas la que conduce desde Beirut al aeropuerto, además de las avenidas de ciudades y pueblos para interrumpir el normal desarrollo de las actividades en todo el país.
El paro resultó en el cierre de negocios, colegios, bancos, instituciones y todo tipo de establecimientos.
Esta noche fuentes de la oposición, que no se identificaron, afirmaron que están decididos a proseguir con sus protestas, iniciadas el pasado 1 de diciembre con una sentada simbólica ininterrumpida en el centro de Beirut.
Advirtieron que mantendrán su actitud hasta que se responda a sus demandas, que exigen la formación de un gobierno de unidad nacional y la convocatoria de elecciones parlamentarias anticipadas.
La huelga general tiene lugar dos días antes de la Conferencia París III, prevista para el próximo jueves en la capital francesa, y que ha sido organizada para ayudar a Líbano a recuperarse de la guerra con Israel del pasado verano.
Sin embargo, la oposición considera que ese foro internacional no está destinado a ayudar al país sino a salvar al gobierno de Siniora.
Esta noche el primer ministro instó a la oposición, en un breve mensaje televisado, a “trabajar juntos para salvar el Líbano”, y dijo que sus manos “continúan abiertas al diálogo para llegar a un acuerdo a través de un debate”.
Por otra parte, Siniora exhortó a los diputados a desempeñar su labor para salvar el país, que, dijo, “se encuentra frente a opciones cruciales, tales como vivir juntos y defender los intereses y los derechos de los libaneses, así como la paz con el apoyo de los países amigos”.
Asimismo, se dirigió a los huelguistas, a quienes pidió que “sean conscientes de que les están llevando por una vía contraria a los intereses del país”.
“Miren bien la situación peligrosa que se vive alrededor de nosotros”, subrayó.
“Durante la huelga general han sucedido cosas que han superado todos los límites y nos recuerdan los conflictos, la guerra y la tutela”, en alusión a los tres lustros de guerra civil en el país y al control sirio sobre el Líbano.
Y recalcó que “las amenazas constituyen una violación a los derechos de los libaneses. Son contrarias a la democracia y preludian un gran peligro para la vida en común”