Internacionales

Justicia chilena inculpa a Pinochet

* Juez lo declara “reo” en la causa del centro de detención de la Villa Grimaldi

La justicia chilena inculpó el viernes a Augusto Pinochet por torturas y desapariciones, en medio de una investigación sobre la autenticidad de documentos que señalan que el ex dictador tiene un depósito de más de nueve toneladas de oro en el banco HSBC de Hong Kong.
El juez chileno Alejandro Solís inculpó a Pinochet y lo declaró “reo” en la causa del centro de detención de la Villa Grimaldi, al establecer su presunta responsabilidad en 36 secuestros permanentes (desapariciones), un asesinato y 23 casos de torturas en ese recinto durante su gobierno (1973-1990) El juez podría ordenar el arresto del ex dictador.
Pinochet, próximo a cumplir 91 años, aseguró a Solís que no recuerda lo que sucedió en la “Villa Grimaldi”, por cuyas celdas pasaron más de 4,500 prisioneros, 250 de los cuales fueron asesinados o desaparecieron.
Una de las prisioneras que pasó por esa cárcel secreta, hace 31 años, fue la actual presidenta de Chile, en ese entonces estudiante.
La inculpación se produce en momentos que el juez Juan González informó que proseguirá la investigación judicial sobre un depósito de más de 9,000 kilos de oro que Pinochet tendría en el HSBC de Hong Kong.
Eso a pesar del categórico desmentido que la tarde del jueves entregó el HSBC, cuando señaló que los documentos que sirven de base a la investigación son falsos.
“Vamos a continuar con las diligencias, no obstante lo manifestado por el representante del banco”, señaló el magistrado.
A través de un comunicado, el banco británico HSBC aseguró que “son falsos” los informes que acreditaban que Pinochet mantenía en esa institución el oro, valorado en más de 160 millones de dólares.
“Estamos en condiciones de confirmar que dichos documentos son falsos”, dijo el texto difundido en Santiago, sobre los informes que le fueron entregados al cónsul de Chile en Los Angeles, Fernando Urrutia, por el operador estadounidense en compra y venta de oro, Al Landry.
La veracidad de los informes fue avalada inicialmente por el Gobierno chileno a través del canciller Alejandro Foxley, quien inmediatamente después de conocerse la denuncia señaló que no se trataba de una “información cualquiera”.
Este viernes, tras ser acusado de actuar imprudentemente por la defensa de Pinochet, Foxley insistió en la credibilidad de la fuente que entregó los informes.
“Es una información que se entrega formalmente al Estado chileno y la entrega un broker que opera habitualmente en un mercado de metales en Estados Unidos. No es una persona cualquiera, no es un ciudadano del cual no hay ningún antecedentes, es parte de una empresa (CCI Group) que está en el rubro y que profesionalmente opera en ese mercado”, señaló el ministro.
Foxley defendió además su participación en este caso, al señalar que la Cancillería sólo actuó como un “puente” entre los tribunales de justicia y que no se buscó afectar la honra del ex dictador.
La actuación del ministro fue criticada por el abogado defensor de Pinochet, Pablo Rodríguez, quien lo acusó de cometer una irresponsabilidad política y de querer destruir la imagen del ex presidente de facto.
“Creemos que la responsabilidad del ministro Foxley sería de carácter político. Todos los servicios del Gobierno están a disposición de la gente que quiere destruir la imagen del general Pinochet”, señaló el jurista.
Rodríguez anunció además que estudia acciones judiciales en Chile y el exterior para perseguir la responsabilidad de quienes a su juicio inventaron “una trama burda y estúpida”.
Esa responsabilidad también será perseguida por el juez que investiga el caso. “Determinar cómo se originó esto sería uno de los fines también de la investigación, saber quiénes son los responsables en esta supuesta falsificación”, señaló el magistrado González.
Los documentos que afectan a Pinochet fueron entregados al Gobierno chileno el pasado 13 de octubre por el broker Al Landry, quien a su vez los recibió por correo electrónico de otro operador que intentaba transar el oro en el mercado internacional.