Internacionales

Una carta para evitar muerte por lapidación

Siete mujeres iraníes han sido condenadas a morir lapidadas. Amnistía Internacional lanzó una campaña para evitar que la condena se cumpla.

El Gobierno iraní ha condenado a morir lapidadas a siete mujeres iraníes acusadas de adulterio, por lo que la organización Amnistía Internacional (AI) ha lanzado una campaña internacional para intentar salvarlas.
Parisa, Iran, Khayrieh, Shamameh, Kobra, Soghra y Fatemeh fueron condenadas por la justicia iraní a morir lapidadas. Según informa AI en una nota de prensa, “la República Islámica de Irán trata el adulterio como un delito castigado con la pena de muerte por lapidación, violando el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, que garantiza el derecho a la vida y prohíbe la tortura”.
La organización ha iniciado la campaña “Alza tu voz para intentar salvarlas”, que consiste en enviar una carta al presidente de Irán, Mahmoud Ahmadinejad, pidiendo la “inmediata conmutación” de la pena de muerte por lapidación de las siete mujeres.
“Con esta campaña Amnistía Internacional se suma y apoya el esfuerzo de un grupo de mujeres activistas iraníes que están trabajando para terminar con la lapidación en su país”, se lee en el mensaje de la campaña, en el que se invita a los internautas a llenar sus datos para firmar la carta en la que AI pide que se dé marcha atrás en la condena.
En la carta se expresa el rechazo a la pena de muerte, la violación a los convenios internacionales suscritor por el gobierno iraní y se pide, además, la abolición de la pena de muerte por lapidación en el país árabe. Según AI, en mayo de 2006 posiblemente hayan sido ejecutados por este método en Irán un hombre y una mujer.