Internacionales

Atentados en serie en Turquía

La policía investiga si los atentados, producidos en las principales zonas turísticas del país, hayan sido perpetrados por grupos rebeldes kurdos.

Turquía ha sufrido en las últimas 24 horas cinco atentados en diferentes zonas del país, que han dejado al menos dos muertos y 47 heridos. La última explosión se registró en la ciudad turística de Antalya, en el suroeste del país, cerca de un edificio de oficinas del centro de la ciudad, situada en la costa mediterránea.
En este atentado murieron al menos dos personas y otras 20 resultaron heridas, según fuentes de la policía y medios locales. Según la cadena "CNNTurk", en el suceso resultaron heridas 20 personas, aunque anteriormente el canal de televisión turco "NTV" había asegurado que el número de heridos ascendía a cinco.
La fuente periodística explicó que la explosión había causado un incendio, aunque no dio más detalles sobre lo sucedido. Este incidente ocurrió menos de 24 horas después de que otras cuatro explosiones ocasionaran 27 heridos en Estambul, segunda ciudad turca, y en la ciudad de Marmaris, en la costa del mar Egeo.
Según las autoridades, la mayoría de los heridos en Estambul y Marmaris, todos fuera de peligro, son turcos, y diez son de nacionalidad británica. La policía comenzó a investigar lo sucedido, aunque hasta el momento ningún grupo se ha responsabilizado de los atentados.
Tres explosiones casi consecutivas sacudieron la pasada noche el enclave turístico de Marmaris, en la provincia de Mugla, al suroeste de Turquía, al filo de la medianoche hora local (16.00 horas en Nicaragua). Además de las explosiones en Marmaris, la pasada madrugada también estalló un artefacto en un barrio humilde de Estambul, donde seis personas resultaron heridas, según fuentes policiales.
La policía, según la agencia Anatolia, afirma que los cuerpos de seguridad turcos investigan la posibilidad de que este atentado haya sido perpetrado por rebeldes kurdos próximos al Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK). Sin embargo, las fuentes explicaron que por el momento se desconoce si el ataque en Estambul está relacionado con las otras tres explosiones en la costa del Egeo.
La costa mediterránea turca es un popular destino de vacaciones para cientos de miles de europeos, que la visitan mayoritariamente durante los meses de verano.