Internacionales

Avión estadounidense desviado tras amenazas

* En otro vuelo de Buenos Aires a Houston detienen a pasajero con supuestos explosivos

BANGOR, MAINE /AFP -Un avión de American Airlines que volaba desde Gran Bretaña a Estados Unidos fue desviado a la localidad de Bangor, Maine (noroeste de EU), luego de que las autoridades tomaran conocimiento de una amenaza a la aeronave, informó este viernes el FBI.
Tras el aterrizaje, investigadores del FBI comenzaron a interrogar a todos los pasajeros del vuelo, que originalmente iba de Manchester a Chicago, informó el portavoz del FBI Richard Kolko.
La Oficina de Seguridad en el Transporte (TSA) "se enteró de un informe de amenaza al avión mientras estaba en ruta", dijo Kolko.
"El vuelo American Airlines 55 de Manchester, Inglaterra, a Chicago, fue desviado a Bangor, Maine", afirmó por su parte el TSA en un comunicado.
"La TSA fue informada de una supuesta amenaza al avión mientras se hallaba en camino. Dado el corriente grado de amenaza (terrorista), la agencia, junto a otras autoridades federales tomó la decisión prudente de garantizar la seguridad de los pasajeros y la tripulación", agregó la agencia.
"El avión ha aterrizado sin problemas y los pasajeros están desembarcando mientras los perros del TSA rastrean el avión. Fuerzas de seguridad están en el lugar, y la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) interrogará a los pasajeros y la tripulación para evaluar la situación", concluyó.
Finalmente, John Hotard, portavoz de American Airlines, dijo a la AFP que "había un problema de seguridad a bordo", agregando que el aparato, un Boeing 767, llevaba 167 pasajeros y 12 tripulantes.

Otra alarma en vuelo de Continental
Por otra parte, un pasajero que llevaba un cartucho de dinamita y otros dispositivos explosivos en un vuelo de Continental Airlines procedente de Buenos Aires fue arrestado este viernes al llegar a Houston (Texas, sur), informaron funcionarios estadounidenses y argentinos.
El hombre, un estudiante de Connecticut, fue detenido por las autoridades de inmigraciones y aduanas, y ahora podría enfrentar cargos, aseguró la agente del FBI (Policía Federal) Shauna Dunlap.
"No estamos seguros de sus motivos, pero llevar un dispositivo explosivo a bordo de un avión es una violación de la ley", agregó Dunlap.
"Había un cartucho de dinamita y otros objetos", dijo, sin dar más detalles sobre los hallazgos de la investigación en curso.
Una fuente en condición de anonimato aseguró que los explosivos podrían deberse a la conexión del sospechoso con la industria minera. "Él no tiene una explicación", aseguró la agente, e insistió en que llevar explosivos en un avión no está permitido en ninguna circunstancia.
El jefe de seguridad del aeropuerto internacional de Buenos Aires, Marcelo Sain, dijo a la prensa local que el estudiante podría haber ingresado a Argentina desde Bolivia o Perú. "Aparentemente llevaba en su equipaje una botella de Coca Cola rellena de tierra, un tubo de nitrato de amonio, un poco de dinamita y un disparador para ser activado", dijo Sain.
El vuelo siguió al aeropuerto de Newark en Nueva Jersey, sin el sospechoso y su equipaje. Tras el aterrizaje, las autoridades decidieron hacer una revisión de seguridad del avión.
La alarma surgió cuando detectores de explosivos en el área de aduanas revelaron residuos de explosivos en la ropa del estudiante, aseguró la portavoz de la Administración de Seguridad de Transportes, Andrea McCauley, a la AFP.
El hallazgo llevó a los funcionarios del aeropuerto de Houston a pedir que perros que revisaran el resto del equipaje.