Internacionales

Mineros chilenos en pie de guerra

* Acusan a compañía minera de enriquecerse con su trabajo en el mayor yacimiento de cobre del mundo

ANTOFAGASTA, Chile / AFP -Los trabajadores de la Minera Escondida, la mayor productora mundial de cobre, situada en el norte de Chile, se declararon en pie de guerra tras rechazar la noche del domingo una última propuesta de la compañía que buscaba poner fin a una huelga que cumplió este lunes 15 días.
Los mineros rechazaron de manera abrumadora la oferta en una concurrida asamblea abierta a la prensa que tuvo lugar en un complejo deportivo de la ciudad de Antofagasta (a 170 km de la mina), donde instalaron su campamento desde que se inició la paralización el pasado siete de agosto.
Bajo ensordecedores gritos de “¡a morir!”, “¡a morir!”, los trabajadores expresaron su decisión de continuar la huelga y su molestia con la compañía, a la que acusaron de enriquecerse con el trabajo que realizan en el mayor yacimiento de cobre del mundo.
“Escondida se enriquece a costa del minero chileno”, dice un cartel a la entrada del campamento de los huelguistas, donde los obreros muestran su ira por la falta de solución a la huelga que cumplió ya dos semanas, en la mina que genera el 8% de la producción mundial de cobre.
“No queremos migajas, estamos pidiendo el 1% de las utilidades de la compañía”, dijo exultante a la asamblea, Luis Troncoso, Presidente del sindicato de trabajadores de Minera Escondida, que agrupa a 2.052 mineros.
“No es solamente dinero, queremos reivindicaciones sociales. Tienen que cambiar las condiciones de trabajo”, agregó el dirigente sindical, ante una multitud de trabajadores que levantaban sus puños.
La compañía a través de un comunicado informó que había mejorado su propuesta salarial, elevando el reajuste de un 3 a un 4%, más un bono de término de conflicto de casi 30.000 dólares, por un contrato colectivo con una duración de cuatro años.
Los trabajadores exigían inicialmente un aumento salarial del 13%, que luego fue rebajado a 10%, más un bono de término de conflicto de 30.000 dólares por un contrato de dos años. Pese al tono enérgico del rechazo, los dirigentes del sindicato de mineros se declararon dispuestos a seguir dialogando con la compañía, controlada por la británico-australiana BHP Billiton.
“Está en sus manos (de la empresa) seguir con las conversaciones”, dijo a la AFP, Pedro Marín, vocero del sindicato, quien advirtió sin embargo que “no podemos seguir para abajo”, descartando así una nueva rebaja en su petitorio.
La última propuesta de la empresa fue presentada la tarde del domingo, dos días después de que la compañía paralizara las faenas de la mina durante algunas horas, tras los enfrentamientos entre trabajadores y fuerzas de la Policía que se presentaron en el ingreso al yacimiento los días previos.
Este lunes en Londres, un vocero de BHP Billiton señaló que tras la reanudación de operaciones la producción en Escondida está entre el 40 y 60% de su volumen habitual.
Los trabajadores han sostenido que el alto precio alcanzado por el cobre en los últimos tres años, que pasó en 2003 de 80 centavos de dólar por libra a los actuales tres dólares, hace que la compañía esté en condiciones financieras de acceder a sus demandas.
La empresa, por su parte, ha señalado que las peticiones de los mineros son desmedidas, ya que el aumento en el valor del metal es transitorio y además sus trabajadores son uno de los mejores pagados de Chile.
En el primer semestre del año, Escondida reportó utilidades por casi 2.900 millones de dólares, más del triple que el año pasado.
La paralización de la mina Escondida --la más prolongada desde que entró en funciones a principios de la década de los 90 con una inversión hasta ahora de cerca de 400 millones de dólares-- provoca a la compañía pérdidas diarias por 16 millones de dólares y de unos 7 millones al Estado chileno, por una menor recaudación de impuestos.
El yacimiento, que está ubicado en pleno desierto de Atacama, 1.300 km al norte de Santiago, produce unas 3.600 toneladas por día, equivalentes a 20% de las exportaciones totales de Chile, el mayor productor mundial de cobre.