Internacionales

Bloqueo total sobre Líbano

Israel cumplió hoy sus amenazas: lanzó una fuerte ofensiva militar sobre Líbano, que mantiene a este país incomunicado. El Ejército hebreo ha bombardeado el aerpuerto de Beirut. Los ataques han cobrado la vida de al menos 47 personas, entre ellos 10 niños.

El ejército israelí impuso un cerco total por tierra, mar y aire contra Líbano y bombardeó decenas de blancos estratégicos el jueves, entre ellos el aeropuerto de Beirut, para presionar al máximo al gobierno de este país y al movimiento integrista Hezbolá, que secuestró la víspera dos soldados del Estado hebreo y asesinó a otros ocho. Los bombardeos, principalmente sobre el sur del país, han dejado hasta ahora 47 muertos y 103 heridos, según declaró el ministro libanés de Salud Pública, Mohamed Jalife.
El aeropuerto internacional Rafic Hariri, el único del Líbano, ha quedado inutilizado por las bombas caídas en sus pistas, que Israel justificó porque "el aeropuerto era utilizado como centro estratégico para la transferencia de armas y otros avituallamientos a Hezbolá". De igual forma Israel ha impuesto un bloqueo a las aguas territoriales libanesas, con lo que ha dejado virtualmente aislado al país.
"Se trata de hacer entender al gobierno libanés, en plena temporada turística, el precio que tendrá que pagar por negarse a desarmar a Hezbolá", según la radio militar israelí. Fundamentalmente, los bombardeos se dirigieron a objetivos del sur del Líbano, donde Hezbolá almacena "grandes cantidades de armas y municiones, como por ejemplo los cohetes que lanza contra el territorio israelí", explicaron portavoces militares. Además, Israel ha bombardeado con misiles la sede de la cadena de televisión Al Manar, controlada por Hezbolá, numerosos puentes y otras infraestructuras.
Esta acción militar es la gran primera ofensiva terrestre y aérea del Estado hebreo desde que se retiró del sur del Líbano en el año 2000. Según dijo hoy el jefe del Estado Mayor del ejército israelí, Dan Halutz, los dos soldados están vivos, aunque Hezbolá no ha dado ningún detalle sobre su estado y su secretario general, Hasan Nasralá, se limitó a señalar ayer que están "lejos y en lugar seguro".
Los civiles
Entre los muertos hay al menos diez menores (uno de ellos un bebé de siete meses), pero se ignora si entre ellos hay algunos combatientes de Hezbolá, la milicia que ayer capturó a dos soldados israelíes y mató a otros ocho, y que desencadenó o las represalias de Israel. La televisión libanesa mostró cómo familias enteras cargaban sus enseres y huían precipitadamente de sus casas del sur del país, en la zona más castigada por los bombardeos israelíes. Algunas de las aldeas y localidades bombardeadas por la aviación israelí son Hanun, Al Bayada, Nakura, Deba, Kbeibe,Majdel Zum, Zebkin.
Mientras el Hezbolá respondió lanzando decenas de morteros Katiusha contra las ciudades del norte de Israel, donde los habitantes se encuentran desde el miércoles confinados en los refugios especiales para ataques.
La comunidad internacional
Las reacciones de la comunidad internacional ante este ataque fueron diversas. El primer ministro libanés, Fuad Siniora, convocó a los embajadores en Beirut de los países miembros permanentes del Consejo de Seguridad, entre los que ya han surgido diferencias sobre lo sucedido en el Líbano: Estados Unidos ha culpado enteramente a Hizbulá de lo sucedido, pero Francia y Rusia han criticado a Israel por su "respuesta desproporcionada".
Por su parte, la Liga Arabe ha convocado a una reunión urgente de sus ministros de Exteriores para el sábado en El Cairo ante el cariz que están tomando los acontecimientos. Sin embargo, la mayoría de gobiernos árabes han mantenido un tono muy moderado en sus críticas a la operación israelí, y ha sido un país no árabe, Irán, el que con más firmeza ha condenado los hechos: "El régimen sionista esta llevando a cabo, con el respaldo de EEUU, operaciones a ciegas contra el pueblo inocente", dijo el portavoz del ministerio de Exteriores, Hamid Reza Asefi, citado por la agencia EFE.
La ofensiva en Gaza
Paralelamente a su ofensiva militar en Líbano, Israel continúa una operación militar en Gaza, donde tres grupos armados tienen secuestrado a otro soldado del Estado hebreo desde el 25 de junio. En las últimas horas, la sede en Gaza del ministerio de Relaciones Exteriores fue bombardeada. Desde hace una semana, más de 70 palestinos murieron en esta ofensiva.