Internacionales

Manifestantes argentinos cortan puente fronterizo


“Es la única forma de que el gobierno pare la obra”, indicó la asociación de vecinos de Gualeguaychú al iniciar este viernes el corte en la ruta que conduce a un puente fronterizo con Uruguay para detener la construcción de dos plantas de celulosa.
“Estamos haciendo este corte porque es la única forma de que los gobiernos paren la obra. Es la única forma de que los gobiernos de Uruguay y Argentina se sensibilicen”, declaró a la AFP Juan Veronefi, uno de los líderes de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú, en la provincia de Entre Ríos.
Unos 50 autos y un centenar de personas, algunos con banderas argentinas y otros con pancartas que decían “no a la papelera, sí a la vida”, interrumpieron la ruta a las 19H00 locales (22H00 GMT), a unos 25 kilómetros del puente internacional.
“Parece muy difícil, pero tenemos la razón. No hay derecho a que vengan los de Europa a tirarnos la contaminación acá. No hay derecho a que vengan los ricos a sacarnos la salud”, agregó Veronefi. “En este momento nos dirigimos a la carretera del puente para dialogar con los líderes de los piqueteros”, declaró por su parte el intendente del departamento uruguayo de Río Negro, Omar Laffluf.
El corte comenzó con un auto Peugeot 504 blanco atravesado en la ruta, seguido de un Renault 12 con una bandera de Argentina.
Unos 15 metros antes del bloqueo, tres militares argentinos alertaban a los conductores sobre el corte de ruta, que conduce a la ciudad uruguaya de Fray Bentos. “Sabemos la hora de comienzo, pero no sabemos cuándo termina. Esto es un corte (por tiempo) indefinido”, indicó Veronefi.
Su hija Victoria, de 26 años y docente de Ciencias de la Educación, participaba en el corte y llevaba puesta una camiseta que decía “Candombe Uruguay”, con dibujos de unos negros tocando tambores.
“La elegí especialmente para hoy, justamente para que el pueblo uruguayo se libere, como hicieron los negros en su momento”, declaró a la AFP.
Martín Vilches, de 34 años, un camionero argentino que regresaba a su país, se quedó sin combustible poco antes de llegar al piquete de manifestantes desde el puente fronterizo, por el que no pudo pasar.