Internacionales

Sharon no registra mejorías

Los médicos retiraron la anestesia al premier, quien sin embargo sigue en coma, lo que ha incrementado la inquietud en el pueblo hebreo.

El estado de salud del primer ministro israelí Ariel Sharon seguía siendo grave pero estable hoy, sábado, declaró Ron Krumer el portavoz del hospital Hadassa de Jerusalén.

El responsable explicó que un electroencefalograma practicado al dirigente, que sufrió una hemorragia cerebral el 4 de enero, "mostraba una actividad en los dos ventrículos del cerebro que correspondía a su estado de inconsciencia".

Además, el portavoz especificó que la retirada del drenaje cerebral el viernes no había provocado ninguna alteración. Sin embargo, el portavoz no dio ningún detalle sobre nuevas mejorías del primer ministro, que sigue inconsciente.

"El estado del primer ministro sigue siendo grave pero estable. Las constantes vitales como el pulso, el ritmo respiratorio, la tensión arterial o la temperatura son normales", añadió Krumer.

Actualmente, Sharon, de 77 años, ya no recibe anestesia pero sigue en coma y ha mostrado pocos signos de que esté recobrando la conciencia. La falta de noticias concretas sobre mejorías de su estado aumenta la inquietud en Israel.