Internacionales

Rumsfeld critica cobertura mediática de la invasión a Irak

El número uno de la Defensa en EEUU dijo que los medios sólo informan sobre “historias negativas” del ejército estadounidense asentado en el país árabe, centrándose en los bombardeos y ataques.

El secretario de la Defensa estadounidense, Donald Rumsfeld, criticó hoy la cobertura mediática de la guerra en Irak, acusándola de apresurarse a informar sobre historias negativas sobre el ejército estadounidense.

Afirmó que los medios fallaron en dar "toda la historia" de Irak y de centrarse en bombardeos y ataques o alegaciones sensacionalistas.

"Hemos llegado a un extraño punto en este país en que lo peor sobre Estados Unidos o nuestro ejército parece ser tomado rápidamente como verdad por la prensa e informada y difundida por el mundo, muchas veces con poco contexto y poca corroboración, dejando de lado las correcciones o la responsabilidad luego del hecho", afirmó.

La crítica de Rumsfeld se realizó en la Escuela Johns Hopkins de Estudios Internacionales Avanzados, y resulta un intento de la administración Bush para dar vuelta la mala popularidad de la guerra.

Lo que no estaba planeado

De todos modos, el secretario admitió que la guerra no ha transcurrido como estaba planeado y que la insurgencia resultó más duradera de lo esperado.

"Nadie que tenga una visión optimista ha confrontado la realidad. Claramente no es fácil. La guerra nunca es fácil. Nunca han escuchado una palabra como ésa salir de mi boca, no lo creo", dijo Rumsfeld.

El secretario destacó que así como el gobierno debió realizar ajustes también deben hacerlo los medios de comunicación, sugiriendo así que contribuyen al pesimismo de las clases altas sobre la guerra.

"Los medios tienen un valioso e indispensable papel de informar a nuestra sociedad. (...) Pero además debo aclarar que es importante para los medios que también expliquen", destacó.

Como ejemplos de la prisa por informar negativamente sobre historias del ejército, Rumsfeld citó los reclamos de iraquíes que afirman que estadounidenses los arrojaron a una jaula de leones, y el informe de Newsweek que divulgó que interrogadores de la cárcel de Guantánamo (Cuba) tiraron un ejemplar del Corán al inodoro.