Internacionales

“Por una vez un delincuente dictador pagará cuentas”


El escritor peruano Mario Vargas Llosa expresó hoy su satisfacción por la detención en Chile del ex presidente de Perú Alberto Fujimori y se alegró de que "por una vez un delincuente dictador vaya a pagar" sus cuentas con la Justicia.

Vargas Llosa, quien participó hoy en unos encuentros organizados por la Diputación de Guadalajara, dijo a los periodistas que no entiende cómo el ex dictador no fue detenido antes y aludió a cómo el Gobierno mexicano permitió que alguien que está perseguido internacionalmente hiciera escala en ese país.

El escritor espera "que se siga el proceso de extradición" y que (Fujimori) sea devuelto al Perú donde tiene pendiente 22 juicios.

Como peruano manifestó que le gustaría que una persona que hizo tanto "daño" a su país "al destruir la democracia, saquear recursos públicos y ser responsable de tantos crímenes contra los derechos humanos, sea juzgado y sancionado".

Añadió que "nuestros dictadores nunca son sancionados, mueren en la cama ricos" y mostró su esperanza de que por una vez "cambie la historia".

Vargas Llosa considera que, "sin ninguna duda", en muchos países de Latinoamérica los gobernantes tienen una gran responsabilidad en la situación critica que se vive en ellos porque "siguen políticas cerradas y desaprovechas las oportunidades".

A una pregunta sobre su paso por la política, aseguró que en estos momentos se encuentra totalmente alejado de ella aunque no se arrepiente de haberse dedicado a esta actividad porque la considera una "experiencia transitoria".

El escritor manifestó que en estos momentos acaba de revisar su ultima novela todavía no publicada, "Travesura de la niña mala", una historia de amor que transcurre a lo largo de 40 años en distintas ciudades en las que ha vivido el escritor, lo único que esta obra tiene de autobiográfico.