Internacionales

El mundo despide a Rosa Parks

* Encendió movimiento de lucha de negros estadounidenses contra abuso racial en 1955, al negarse a ceder asiento a pasajero blanco

Los estadounidenses saludan este martes a Rosa Parks, fallecida el lunes, pionera de la lucha por los derechos de los negros en Estados Unidos, donde 50 años después de su acto de coraje y dignidad --negarse a cederle el asiento que ocupaba a un blanco-- el racismo sigue siendo un problema.
Parks murió “apaciblemente” a los 92 años en su casa en Detroit (Michigan, norte), dijo su portavoz, Elaine Eason Steele. Dirigentes de todos los sectores coincidieron en homenajear a Parks, “tesoro nacional” y “madre de los derechos cívicos”.
“Hace 50 años, en Montgomery, Alabama, esta modesta costurera se levantó contra la injusticia negándose a obedecer la orden de un chofer de ómnibus que le pedía que cediese su asiento a un hombre blanco”, recordó el presidente George W. Bush este martes.
“Su manifestación de desafío fue un acto de coraje personal que impactó a millones de personas, incluyendo a un joven predicador que se llamaba Martin Luther King”, subrayó. “El ejemplo de Rosa Parks contribuyó a desencadenar el movimiento de los derechos cívicos y transformó a Estados Unidos en un lugar mejor”, aseguró.
Al negarse a darle su asiento a un blanco --como era la regla en Alabama-- aquel 1 de diciembre de 1955, Parks encendió un movimiento que desembocó en la abolición de la segregación racial en Estados Unidos.
Pero llegar a eso implicó un largo camino: debido a su negativa, Parks fue detenida por la Policía. La respuesta fue una campaña de boicot --liderada por Luther King-- contra la empresa de ómnibus, medida que duró alrededor de un año.
El 13 de noviembre de 1956, la Corte Suprema de Estados Unidos declaró que las leyes segregacionistas de Alabama eran ilegales.
“Rosa Parks era verdaderamente la madre del movimiento moderno por los derechos cívicos”, subrayó Julian Bond, dirigente de la mayor organización de defensa de los derechos negros, la Naacp. Parks era miembro de esta asociación cuando desobedeció la orden de ceder su asiento.
La secretaria de Estado estadounidense Condoleezza Rice, funcionaria negra de mayor rango de Estados Unidos, también recordó a Parks.
Fue “una pionera del movimiento por los derechos civiles que un día estaba furiosa y cansada de estar furiosa y cansada y se negó a dar su asiento, inspirando a toda una generación a luchar por la libertad”, dijo Rice en conferencia de prensa en Ottawa.
El fallecimiento de Parks --considerada una de las 100 personalidades que marcaron el siglo 20 por la revista Time-- ocurre en momentos en que el ciclón Katrina dejó en claro que en Estados Unidos sigue habiendo racismo.
Seis de cada 10 negros acusan al gobierno de racismo debido a la lentitud con la que les llegó la ayuda, mientras que sólo 1 de cada 8 blancos piensa lo mismo, según un sondeo de mediados de setiembre.
De hecho, las cifras oficiales de Louisiana indican que el 42% de los fallecidos debido al ciclón eran negros, mientras que la comunidad negra es sólo 32% de la población estatal.
Militantes de los derechos negros organizaron una manifestación de miles de personas sobre la explanada de Washington hace 10 días para denunciar el hecho.
Casi un cuarto de los negros estadounidenses (24,7%) es pobre, el doble que la población general (12,7%), según las estadísticas oficiales de 2004.
Mientras, la National Urban League --otra organización de defensa de los negros-- denuncia que en las estadísticas de justicia el estatus social de los negros es muy inferior al de los blancos.