Internacionales

Un pato muerto por gripe aviaria en Suecia


ESTOCOLMO /AFP -Los análisis efectuados a un pato muerto en Eskilstuna (oeste de Estocolmo) revelaron que el animal era portador del virus de la gripe aviaria, anunciaron este sábado medios de comunicación suecos.
El Instituto Veterinario Nacional (SVA) precisó que es demasiado pronto para indicar si se trata del tipo H5N1, potencialmente peligroso para el hombre. El SVA realizó una serie de análisis sobre cuatro de los siete patos encontrados muertos el viernes en Eskilstuna, y uno de ellos "resultó positivo al virus de la gripe aviaria".
"Sin embargo no es posible indicar de qué tipo de virus se trata", precisaron los medios de comunicación suecos al señalar que otros nuevos exámenes permitirán saber hoy domingo por la tarde si se trata de un virus agresivo de tipo H5.
Berndt Klingeborn, del SVA, especificó que, "llegado el caso, se realizarán análisis suplementarios para determinar si se trata del virus H5N1", que ya causó la muerte de más de 60 personas en Asia. Klingeborn añadió que, en caso de nuevos análisis, sus resultados se conocerán dentro de unos diez días.
El gobierno británico pidió este sábado a la Unión Europea (UE) que prohíba las importaciones a Europa de todas las aves salvajes vivas procedentes de todo el mundo para evitar la propagación de la gripe aviaria, indicó una fuente oficial.
"El gobierno pide a la Comisión Europea que imponga un embargo sobre las aves salvajes vivas", declaró a la AFP un portavoz del Departamento de Medio Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales (Defra), después de que un loro, procedente de Sudamérica y que estaba en cuarentena, muriera de gripe aviaria en Gran Bretaña.
El portavoz aclaró que seguirían estando permitidas las importaciones de aves de corral. El gobierno británico --que actualmente ocupa la presidencia rotatoria de la UE-- oficializó su petición este sábado, confirmó por su parte el ministro de Salud Animal, Ben Bradshaw, en unas declaraciones a la emisora radiofónica pública BBC, en las que precisó que su país "estaba estudiando esta propuesta antes de la muerte del loro".
Gran Bretaña registró oficialmente el viernes su primer caso de gripe aviaria al encontrarse el virus H5 en un loro importado de Surinam.
Por su parte, un grupo de expertos del Consejo británico de Investigación Médica (MRC) emprenderá hoy domingo un viaje de diez días por China, Vietnam y Hong Kong para estudiar la forma en que la enfermedad está siendo monitorizada en dichas zonas y cómo se puede aumentar la cooperación.
Mientras tanto, el resultado de los análisis para saber si el loro muerto en suelo británico falleció por el virus H5N1, potencialmente peligroso para la salud humana y que en Asia ya causó más de 60 muertes, se dará a conocer hoy domingo o, quizá, "dentro de un par de días", anunció una responsable de los servicios británicos veterinarios.
La muerte de este animal "confirma nuestros temores de que la gripe aviaria entre a través del comercio", declaró David Bowles, miembro de la Sociedad Real para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales (Rspca). Sin embargo, las autoridades de Surinam negaron rotundamente que el loro se hubiese infectado con algún tipo de enfermedad antes de ser exportado del país.
Hasta ahora la Comisión Europea consideró que imponer "una prohibición generalizada de las importaciones de aves domésticas" sería contraproducente porque "favorecería la aparición de un mercado negro fuera de todo control sanitario".
Las importaciones a la UE de aves domésticas (loros, canarios, etc.) ya están sometidas a ciertas condiciones desde 2000. Las aves deben ser puestas en una cuarentena de 30 días en zonas especiales y les deben ser realizados análisis para detectar la posible presencia de enfermedades contagiosas.
Sin embargo, según Bowles, la UE no controla si los países exportadores cumplen la cuarentena de 21 días que se recomienda antes de su transporte.