Ellas

¿Por qué deseamos lo que no podemos tener?


Fui a comprar un cuadro para mi nueva recámara. En la primera tienda que entré, me robó la vista una hermosa serigrafía de una pareja besándose. Cuando pregunté el precio sólo pude decir: “¡ouch!”, así que decidí continuar mi búsqueda, pero no tuve suerte. Al final del día decidí regresar a la primera tienda, pero me llevé la sorpresa de que mi cuadro tenía un letrero de “reservado”. En ese momento pensé desesperadamente: “¡No puede ser! ¡Lo quiero! ¡Lo necesito!”
El instante en que no podía ser mío, fue cuando más deseé tenerlo. ¿Por qué se nos hace tan deseable aquello que no podemos tener? Hay tres razones:
1. Ansías ser libre: A nadie le gusta sentirse controlado por otros o por las circunstancias. Nacemos con el derecho a la libertad. Es un privilegio muy arraigado en nosotros. Hasta Dios nos da “libre albedrío”. El momento en que no podemos hacer lo que deseamos, sentimos que se nos ha negado nuestro derecho más valioso e inconscientemente, deseamos luchar por ello.
2. Valoras la carencia: Cuando algo se vuelve muy accesible le restamos valor. Por eso, cuando un producto escasea, su precio aumenta y si hay abundancia, disminuye. En el amor ocurre lo mismo, un hombre desea ardientemente a la mujer que se le hace difícil y descarta a la que está muy accesible.
3. Te atrae lo prohibido: ¿Por qué será que cuando hay una pared con un letrero que dice “No toque. Pintura fresca” te da la tentación de tocarla y acabas dejando los dedos marcados? ¿A qué se debe que cuando estás a dieta se te antoja más que nunca comer pizza, chocolates y helado? Lo que sucede es que todos poseemos un niño malcriado interior, y cuando se le ordena que no haga algo, se rebela y dice: “¿Cómo que no puedo? ¡Mírame y verás!”
La próxima vez que no puedas conseguir lo que anhelas, reflexiona cuál de las razones antes mencionada te motiva a desearlo. En vez de enfocarte en lo que no puedes obtener mira a tu alrededor y valora todo lo que sí tienes. Te darás cuenta de que quizás es sólo un capricho, ¡realmente tienes todo lo que necesitas!

Maria Marín es figura radial, motivadora y autora de Mujer sin límite. Visite: www.MariaMarin.com