Ellas

Manos de seda


Muchas olvidamos que nuestras manos también requieren cuidados especiales para lucirlas bellas y, sobre todo, suaves. En este artículo encontrarán algunos consejos súper buenos.
Si quieres cuidar tus manos porque están estropeadas del trabajo te aconsejamos que apliques unas gotitas de aceite de oliva sobre ellas y masajees. Si tienes oportunidad duerme con guantes de algodón y notarás la diferencia al día siguiente. Si lo que quieres es recuperar la suavidad de las mismas, calienta leche y añádele medio zumo de limón. Durante un período de diez minutos sumerge las manos en la mezcla.
Manos suaves
Para tener las manos suaves, cuando vayas a fregar los platos y antes de ponerte los guantes de goma echa un chorrito de aceite de oliva en las manos y masajea bien. Cuando termines con el efecto del agua caliente verás qué manos tan suaves.
Uñas duras
Para endurecer las uñas, pica ajo y échalo en un recipiente con agua durante 15 minutos. A continuación, mete ahí las manos entre 15 y 20 minutos. Repite la operación cada vez que quieras. Esto, además de endurecer las uñas, también las hace crecer más rápidamente.
Cómo eliminar el esmalte de uñas
Los esmaltes de colores intensos son muy vistosos, pero también muy difíciles de eliminar del todo. Además, acaban por teñir la queratina de un tono oscuro que se resiste a desaparecer. Precisamente la base protectora hace de barrera aplicándola antes de pintar las uñas.
Disuelve en un vaso de agua dos pastillas de limpiar dentaduras postizas; sumerge un pincel en esta solución y pásalo por las uñas hasta que queden bien limpias. Aclara después las manos en agua tibia.
Manos resecas
Para las manos enrojecidas o resecas, el truco es lavarse bien las manos con jabón neutro. Después, hacer una mezcla, con una crema que sea aceitosa y con azúcar. Mezclar bien esta pasta y untarla en las manos. Masajear bien y lavarse las manos con agua tibia. Tus manos quedarán muy suaves