Ellas

Con el arte en las venas

Dejó a un lado su profesión de abogada por una oportunidad laboral que, además de darle satisfacciones profesionales, le ha alimentado el alma con la sonrisa y cariño que cada día le regalan los alumnos de Univalle

Una de las paredes de su oficina está repleta de afiches, mensajes y fotografías; no son de familiares ni de viejos amigos, sino de los jovencitos con quienes todos los días Alejandra Mercado se relaciona cumpliendo con las funciones de su trabajo.
Alejandra se desempeña como Directora del Departamento de Bienestar Estudiantil de la Universidad del Valle (Univalle). Este trabajo la mantiene en una constante comunicación con los alumnos.
Todo comienza por la parte académica, los asesora desde que ingresan a la universidad en todo lo relacionado con su desempeño académico; a medida que pasa el tiempo el cariño y la confianza son tantos que termina aconsejándolos en asuntos de tipo personal, y tan fuertes son los lazos de afecto que cultiva con los jóvenes que muchos de ellos hasta la llaman “madre”.
Y no es que Alejandra sea una persona “consentidora”, al contrario, se caracteriza por ser de carácter fuerte, exigente y disciplinada. Según ella, tiene un gran corazón y eso es lo que contribuye a que haga “clic” con los estudiantes.
“Mi oficina yo digo que es el confesionario… Con ellos me compagino de lo más bien, creo que lo más importante del ser humano es tener a alguien que lo escuche. No soy una experta, pero con mi experiencia los aconsejo. Quizás no les soluciono el problema, pero el ser escuchados les ayuda”, dice.
Alejandra es licenciada en Derecho, recién graduada ejerció la carrera, no obstante, su vida personal y profesional cambió cuando se le presentó el reto de ser parte de la Univalle hace tres años.
Está feliz con lo que hace, cuenta con tono de emoción que su labor le ha presentado otra perspectiva de su vida y su futuro. Y aunque no se ha divorciado por completo de las leyes, ha descubierto en las relaciones públicas y el mercadeo un mundo fascinante, tan es así que actualmente estudia la carrera de Mercadeo y Publicidad en la Univalle, “esto es lo mío”, agrega.

Su vida
Alejandra Mercado es originaria de Masaya, nació un 12 de octubre de 1974, es madre de tres varones de 12, 10 y cuatro años, respectivamente.
Se define como una persona de carácter “muy fuerte, a veces se me pasa la mano cuando tengo que decir las cosas, porque soy muy directa… Siento a veces como que mi carácter tiene que doblegarse un poquito, pero para poder mantenerme en lo que estoy y llegar hasta donde quiero, necesito mantenerme con firmeza”, reconoce.
Alejandra tiene claro lo que quiere, “dentro de la universidad aspiro a tener el control del área de Mercadeo… Las personas logran lo que quieren cuando realmente se lo proponen, y yo me lo he propuesto”, afirma.