Ellas

¡No tengo qué ponerme!

¿Qué está pasando? Si tú has experimentado la misma situación, este artículo puede ayudarte

Muchas mujeres se quejan por las mañanas de que no tienen nada que ponerse, pero otros días lo hacen porque ya no les cabe nada en el ropero, que se rebalsa de ropa.
Consejos de los estilistas
Saca toda la ropa de tu clóset. Sepárala por color o por uso, es decir jeans, vestidos de noche etc.
Examina cada prenda. Haz las siguientes preguntas para cada prenda de ropa:
1- ¿Me queda bien o está muy apretada o muy floja?
2- ¿Está de moda o se ve muy fuera de temporada?
3- ¿Me gusta o no me gusta? Si no te gusta, ya sabes qué hacer:
Clasifica, ordena y combina
La ropa que clasificas como pasada de moda, que no te queda bien o no te gusta, sepárala, y decide si la mandas a arreglar, la guardas en un lugar separado o la regalas o vendes.
Ahora empieza a poner prendas en conjuntos. Es decir, esta blusa queda bien con este pantalón y estos zapatos, esta falda con esa camiseta, y así. Si tienes cámara digital, te recomendamos que le tomes foto, así es como hacen los estilistas profesionales que contratan las estrellas.
Continúa con las mismas prendas hasta que agotes las combinaciones y sigue con el resto. Te tomará tiempo, pero sólo tienes que hacerlo unas pocas veces al año.
Ordena tu ropa por uso o por color, pon similares juntos: jeans juntos, pantalones negros juntos, entre otras cosas. Lo mismo con los bolsos y los zapatos. Ordena tu ropero, mira si necesita más repisas o cómo lo puedes mejorar.
La ropa que pongas en tu clóset tiene que estar lista para usarse: planchada y remendada. Esto evita frustraciones por las mañanas.
Si es posible y tienes acceso a la tecnología, cuando acabes, pon todas las fotos juntas en un documento Word, o en un lugar visible. Toma notas junto a las fotos y si deseas imprímelo. Si no lo imprimes, guárdalo en la computadora.
Pon los impresos en el ropero y decide el domingo cuáles prendas usarás el resto de la semana.
De esta forma no sólo tendrás un ropero más organizado, sino más opciones, y sabrás precisamente qué necesitas comprar y cómo ahorrar dinero.