Ellas

Claus Kjaerby, la esencia de un hombre de mundo

Es originario de Dinamarca, pero se confiesa enamorado de Nicaragua, un país de gente esforzada y con muchas posibilidades de desarrollo

Tania Trejos

Se considera un hombre explorador y amante de la naturaleza. Ha viajado alrededor de 100 países del mundo y ha conocido infinidad de culturas. Le encanta el ecoturismo y sobre todo la aventura, y asegura que ser padre fue una de las experiencias más gratificantes del mundo.
Claus Kjaerby es originario de Dinamarca, y actualmente trabaja en nuestro país como asesor de Organismos No Gubernamentales (ONG) de Dinamarca. Estudió Ingeniería Civil y Desarrollo Internacional en su país natal, aunque en la actualidad su trabajo es más dedicado a lo social.
A sus 42 años de edad se siente satisfecho con lo que ha logrado hasta ahora, y espera seguir adelante con proyectos personales. Se considera un hombre que ama la naturaleza y con buenos sentimientos.
Para Kjaerby no hay experiencia más grandiosa que contemplar el mar o bañarse en un río. Asegura que en nuestro país ha conocido una gran cantidad de lugares llenos de belleza natural.
“Me gusta salir junto a mi familia y explorar cada rincón de Nicaragua, la verdad los nicaragüenses poseen un país maravilloso en cuanto cultura y naturaleza”, afirma.
Enamorado de Nicaragua
Nos cuenta que llegó a nuestras tierras a causa de su trabajo y por el interés de su esposa de promocionar su música en otros países. Sin embargo, confiesa que está enamorado de Nicaragua y que cada día se da cuenta que es un país de gente esforzada y que tiene muchas posibilidades de desarrollarse.
“He explorado Nicaragua en su diversidad cultural y natural, y la verdad aquí tienen mucho potencial para mejorar”, asegura.
Sus hobbies
Para Claus irse un fin de semana al mar, visitar un río o escuchar la música de su esposa son sus principales hobbies.
Afirma que tiene una vida agitada porque constantemente está de viaje a causa de su trabajo, sin embargo, siempre tiene tiempo para brindarle a su familia.
Su familia
Para Claus su hogar significa todo, es la base para salir a trabajar tranquilo y regresar por la tarde deseoso de un abrazo y de palabras cariñosas.
Este danés se casó con la peruana Karla Kjaerby, a la que describe como una mujer maravillosa que ha sabido acoplarse a su ritmo de vida.
Juntos son padres de Camila, de cinco años, y de Lucas, de un añito y medio. Los cuatros son una familia estable que busca cada día mejorar y ser felices.