Economía

Un método alterno de solución de controversias


Cristhian Marenco

Como parte del desarrollo organizacional, las pequeñas y medianas empresas, Pymes, cada vez están acudiendo más al Centro de Mediación y Arbitraje, CMA, donde reciben apoyo para solucionar controversias comerciales mediante el diálogo con el fin de evitar llegar a la vía judicial.
De acuerdo a Nejama Narváez, Directora del CMA de la Cámara de Comercio de Nicaragua, Caconic, las Pymes están optando por este nuevo método que da la posibilidad de resolver diferencias entre asociaciones empresariales y mantener las relaciones comerciales.
El CMA fue fundado en el año 2006 por Caconic, con el apoyo de diversos organismos internacionales como Usaid. Actualmente es apoyado por el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, mediante un proyecto especial cuyo objetivo principal es la promoción de los métodos alternos de resolución de conflictos.
“El centro fue creado a raíz de que en el año 2005 se promulga la Ley de Mediación y Arbitraje, Ley 540. Esta ley permite la existencia de centros de mediación y arbitrajes, regidos por la Dirección de Resolución Alterna de Conflictos del Poder Judicial”, explicó Narváez.
De igual forma, indicó que están trabajando en un programa de empresas y empleos del AID, con el fin de crear una normativa para manejar mediación y arbitraje especialmente dirigida a las Pymes.

El arbitraje no es elitista
“Se tiene un concepto que el arbitraje es elitista, sin embargo hay estudios que demuestran que el arbitraje en pequeñas y medianas empresas es muy importante porque las Pymes no tienen la capacidad ni recursos económicos para mantener procesos por años, son muy desgastantes y los costos del conflicto son fuertes”, detalló.
Según Narváez, las Pymes se pueden ver altamente beneficiadas al acercarse al CMA, ya que los métodos ofrecidos por dicha organización agilizan los procesos de resolución de controversias.
La representante del CMA añadió que, un indicador muy importante es el número de cláusulas de mediación y arbitraje que han sido incluidas en los contratos, ya que entre más empresas tengan la cláusula, se demuestra que existe una voluntad de mantener una relación comercial entre las partes involucradas.
Actualmente el centro tiene una base de datos de 500 empresas a nivel nacional, que va desde Pymes hasta trasnacionales. Al mes, recibe de ocho a diez consultas sobre el proceso de mediación.