Economía

Nicaragua requiere mejorar su clima de inversión

* Economía nacional comenzó a experimentar cierto retardo * Meta oficial de crecimiento económico es de cinco por ciento

Gustavo Alvarez

El representante para Nicaragua del Fondo Monetario Internacional (FMI), Humberto Arbulú, aseguró que el país necesita mejorar el clima de negocios, para poder atraer inversiones y cumplir la meta de crecimiento económico planteada en el programa económico que el organismo aprobó esta semana.
Durante una conferencia auspiciada por la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (Amcham), el representante del Fondo afirmó que hasta 2006 el país comenzó a experimentar cierto retardo en el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB), pero el nuevo programa económico aprobado al gobierno nicaragüense establece una meta de crecimiento de aproximadamente el 5% para el final del mismo.
Arbulú señaló que este programa económico tiene, como algo novedoso, que las autoridades nicaragüenses plantean que el crecimiento de la economía en los próximos años se apoyará en una mejora en la productividad de la inversión privada.
Dijo que hay varias medidas que supuestamente se van a comenzar a trabajar con el Banco Mundial, para mejorar el clima de negocios del país, lo que también requiere darle un rol claro a la inversión extranjera.
El representante del FMI manifestó que Nicaragua necesita aumentar su nivel de exportaciones, pero para ello también se hace necesario hacer las mejoras en el clima de negocios.
Añadió que muchos países de América Latina, incluyendo de Centroamérica, han comenzado a reflejar un crecimiento económico, apoyados en una eficiencia en la atracción de inversión privada.
Sobre el particular, José Adán Aguerri, Presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), afirmó que el tema del clima de negocios es una asignatura pendiente y se tiene que discutir con el gobierno el tema del día a día.
Agregó que el sector empresarial ha señalado que se deben establecer reglas claras y constantes, basadas en algunas situaciones que han ocurrido en el país, evitando mandar señales de que un día estamos en una situación y otro día la cosa es
diferente.
Alza en alimentos es oportunidad
El representante del FMI manifestó que el programa económico aprobado al gobierno requiere mantener una baja tasa de inflación y lo recomendado es un siete por ciento.
Sin embargo, la inflación acumulada a la fecha ya superó esa tasa, llegando al nueve por ciento a la fecha, debido, principalmente, al alza en el precio internacional del petróleo y otros factores internacionales.
Sin embargo, consideró que el alza en el precio internacional de los alimentos es una oportunidad para Nicaragua, ya que el país tiene un alto potencial para producirlos.
Arbulú aseguró que el FMI no proyectó adecuadamente el crecimiento en el precio internacional de los alimentos.
Otra de las condiciones del programa aprobado por el FMI es que el gobierno no podrá retrasarse en los pagos de deuda externa y tampoco podrá contratar deuda extranjera que no sea concesional.
El programa menciona, además, el compromiso del gobierno con la implementación de políticas energéticas, tendientes a incrementar la capacidad de generación para salir de la crisis actual y, luego, realizar estudios y auditorías para mejorar la eficiencia en el sector.
El funcionario del FMI señaló también que el organismo internacional se siente comprometido con el programa económico de Nicaragua, el que consideró establece políticas económicas y fiscales prudentes.