Economía

Gobierno a reunión con el Fondo Monetario Internacional

* Solicitan préstamo por 71 millones de dólares * Déficit de monedas de baja denominación

Gustavo Alvarez

El presidente del Banco Central de Nicaragua (BCN), Antenor Rosales, anunció que viajará a Washington, Estados Unidos, el cinco de octubre, para reunirse con representantes del Fondo Monetario Internacional (FMI). El directorio del organismo tiene pendiente aprobar el programa económico financiero del gobierno.
A finales de agosto, el presidente del BCN y el ministro de Hacienda, Alberto Guevara, firmaron la carta de intenciones, en la que solicitaron al FMI la aprobación del acuerdo económico financiero por un período de tres años. En ese entonces, Rosales dijo que esperaba que el FMI conociera y aprobara el programa el 28 de septiembre próximo.
En la carta se le solicita al FMI que se le otorgue a Nicaragua un préstamo por 71 millones de Derechos Especiales de Giro, que equivalen a 109 millones de dólares para un período de tres años.
Según el gobierno, el acuerdo económico con el FMI permitirá continuar manteniendo un clima de estabilidad macroeconómica y sanidad financiera, que satisfaga el interés de los inversores y de los nicaragüenses por desarrollar una capacidad productiva.
Sectores políticos y empresariales consideran importante la firma del acuerdo con el FMI, que servirá como garantía para atraer la inversión nacional y extranjera, importantes para la generación de empleo y el combate a la pobreza.
El presidente del BCN anunció ayer el viaje, luego de participar en un seminario sobre técnicas de investigaciones financieras.
Nuevas monedas
En sus declaraciones, el funcionario también se refirió al déficit de moneda de baja denominación, ante lo cual, anunció la llegada de un embarque con 30 millones de unidades.
Dijo que en este primer pedido sólo llegaron monedas de un córdoba; antes de que finalice el mes de septiembre llegará otra parte, al finalizar octubre una tercera parte, y en noviembre un cuarto pedido.
Explicó que el BCN tiene un plan para que antes de diciembre existan suficientes monedas en el mercado, y las que acaban de llegar, comenzarán a distribuirse entre los bancos.
“Esperamos que no sigan yéndose para los lugares que no están destinados, porque la moneda está destinada para circular”, expresó el funcionario, en referencia a ciertos negocios que están acaparando el dinero.
Añadió que las máquinas tragamonedas es donde más están las monedas de un córdoba, por lo cual, le pedirá a los bancos que ayuden para que circule la moneda, “porque también hemos tenido informes de que a través de las solicitudes que nos hacen de moneda, les preguntamos por qué razón quieren tanta moneda, y nos dicen que es para uno de nuestros clientes”.
La salida de nuevas monedas aliviará la demanda que tenían los comerciantes no sólo de monedas de un córdoba, sino también de dinero de otras denominaciones, como el de diez córdobas, porque los pocos que circulan actualmente están muy deteriorados.
Moneda más cara
Rosales indicó que el BCN tiene un monto aprobado para la compra de las monedas por parte del Consejo Directivo de la Superintendencia, lo mismo que para la puesta en circulación de billetes de distintas denominaciones.
El funcionario externó sus esperanzas en que los ciudadanos utilicen las monedas y billetes de una forma correcta, porque actualmente es más cara elaborarla que el propio valor que tiene en el mercado.