Economía

Tecnología sostenible


Tecnología para ovejas
Existen muchos elementos tecnológicos vinculados a la crianza y desarrollo de ovejas, entre los que se encuentran: soluciones a distintas demandas de este proceso, entre las más comunes se puede mencionar, para el caso de alimentación, la sustitución del tradicional pecutrin, que es un complemento alimenticio que contiene sales minerales.
Este complemento alimenticio es sustituido en muchos casos por un pedazo de piedra cantera pulverizado y mezclado con sal. Este procedimiento ha probado su eficiencia al asumirlo por poco tiempo en calidad de sustituto de este producto.
Las ovejas en sus hábitos alimenticios son menos selectivas que los bovinos, pero más selectivas que los caprinos, ya que estos últimos comen de todo. Los ovinos requieren para su alimentación de comederos controlados, para evitar que pisoteen su comida, pues en estas condiciones no les apetece.
Normalmente se busca que los comederos sean altos, para impedir que se suban a los mismos, o se coloca una barda de madera que les permita meter la cabeza, pero no el cuerpo. De aquí que la altura de los comederos sea de 1 a 1.10 mts. y con distintas longitudes por tipo de animal.
Para las crías se considera una altura de 20 cm, para reproductoras en desarrollo de 30 a 40 cm, y para reproductoras de 40 a 50 cm; para un semental tiene que ser de 50 cm.
Para el manejo del agua, el problema es similar, pues desprecian el agua si ésta se encuentra sucia, y el rebaño puede llegar a perder mucho de su salud por este motivo. Por eso se hacen necesarios los bebederos automáticos, los que consisten en mantener una botella embrocada sobre una canoa o pileta, en la cual se mantendrá el nivel de agua gracias al agua contenida en la botella.
No sólo deben de alimentarse libremente durante el día, bajo la supervisión del pastor, sino que además, los corrales deben ser de madera. Ello porque no son tan mansos como el ganado bovino, y si su encierro es de alambre de púas, terminan muy lastimados.
En términos de espacio, el aprisco debe considerar espacio en metros cuadrados para hembras sin cría: 0.8 a 1 mts.; hembras con cría: 1.2 a 1.6 mts.; para los corderos se considera: 0.5 a 0.7 mts., y para el semental de 1.5 a 3 mts.
Conviene separar el aprisco en tres compartimentos: uno pequeño para los sementales; uno grande para las hembras con cría, y otro grande para las hembras sin crías y los machos castrados.
Pero como elementos de diseño el aprisco debe cumplir con: facilitar la entrada y salida de las ovejas; asegurar un clima adecuado; tener una pila para el excremento y la orina; disponer de espacio para apilar alimento; asegurar la entrada de luz para beneficiarse con la acción germicida de sus rayos, y suficiente ventilación para despejar malos olores.
Carlos Javier López y Marcia Estrada
Consultores en Desarrollo Rural
marciaestrada@yahoo.com