Economía

Competencia eleva precio de cacao nacional

* Empresa productora de chocolate alemán incrementa precio por quintal * Organizaciones ayudan a recuperar áreas abandonadas

Ervin Sánchez

La competencia local por la producción nacional de cacao obligó a la empresa alemana Ritter Sport a elevar su precio de compra para continuar acopiando el producto nicaragüense, tipificado como muy fino y de gran calidad, afirmó una fuente del Instituto Interamericano de Cooperación Agrícola (IICA).
El cacao nacional está calificado como uno de los mejores del mundo, pero empresas nacionales productoras de frescos de cacao, pinolillo, entre otros, compitieron fuertemente por el producto, lo que llevó a los empresarios de la Ritter a elevar el valor de compra hasta 90 dólares por quintal.
La empresa alemana productora de chocolates tiene un acuerdo de apoyo y compra con los productores de cacao orgánico de Waslala y Rancho Grande, en el departamento norteño de Matagalpa, a lo que anunció recientemente un aumento de 22 dólares por quintal.
El “considerable incremento” en el precio para la compra de cacao orgánico nicaragüense vuelve más atractivo el producto y beneficia directamente a los productores, lo que obligará a los comerciantes locales a aumentar también sus propios precios, apuntó el Director de la ONG Pro Mundo Humano, Hans Greber.
Pro Mundo Humano apoya a los productores de Waslala para mejorar no sólo sus niveles de organización, sino sus métodos de cultivo. Greber recibió a nombre de los productores un lote de herramientas podadoras para los miembros de la Cooperativa Cacaonica de Waslala.
Nivel de cooperación revela interés en el cacao
La cooperativa cacaotera es también apoyada por IICA, la Agencia de Cooperación Alemana GTZ, la Ritter y la norteamericana Agencia Internacional de Desarrollo (Usaid) y la Universidad Estatal de Michigan, con el propósito de recuperar las abandonadas plantaciones, combatir la moniliasis y producir cacao bajo las normativas orgánicas internacionales.
En esta competencia de precios los comerciantes locales estaban ganando, pero la producción orgánica del país estaba perdiendo porque el acopiador nacional compra al mismo precio el cacao orgánico que el mal fermentado o que contenga moho (hongo con material venenoso), ya que no le interesa la calidad y desconoce las características y el valor de un cacao fino”, subrayó el director de Pro Mundo Humano.
En Waslala y Rancho Grande, las zonas de mayor producción de cacao, los comerciantes ofrecen, en moneda local, entre 51 y 62 dólares por quintal. Se conoce que un tercio de la producción nacional de unas 1,200 toneladas anuales de cacao se consume en el mercado local, otro tercio en El Salvador y las restantes 400 toneladas se comercializan en Alemania, Costa Rica y Honduras.
Ritter pide un tercio de producción nacional
Hans Greber dijo que la dirección de la empresa Ritter Sport comunicó a la Cooperativa Cacaonica su interés por comprar unas 400 toneladas anuales, casi el doble de las que compró en los últimos tres años, hasta establecer a mediano plazo una cuota anual de mil toneladas de cacao orgánico.
Greber también destacó el premio Fair Trade (Comercio Justo) de 225 dólares por tonelada que recibirá la mencionada cooperativa, y recordó que según el reglamento estos recursos deberán invertirse de forma obligatoria en obras sociales para la comunidad.
Nicaragua cuenta con un área cercana a las 6,500 hectáreas de cacao, aunque un informe conjunto del Mag-For y del INTA señala que el país tiene un potencial para cultivar 350 mil hectáreas y los especialistas colocan a la moniliasis como el problema número uno en la reducción de las áreas de siembra y en los bajos rendimientos, que no llegan ni al 15 por ciento del rendimiento ideal de dos toneladas por hectárea.
Para prevenir esta plaga, la principal recomendación de los especialistas es una poda periódica de la copa y de las ramas laterales del árbol, combinada con la remoción de los frutos contaminados con el hongo. El control con pesticidas no es rentable para el agricultor y se contrapone al objetivo de obtener exclusivamente cacao orgánico.