Economía

Hacienda teme que Nicaragua salga de programa con FMI

* Aprobación de iniciativas permitirá desembolsos de U$ 70 millones * Baja déficit presupuestario por sobrerrecolección y donaciones

La preocupación por las consecuencias que ocasionaría la salida de Nicaragua del programa económico firmado con el Fondo Monetario Internacional (FMI), motivó al ministro de Hacienda y Crédito Público (MHCP), Mario Flores, a hacer un nuevo llamado a los diputados de la Asamblea Nacional, para que aprueben dos reformas legales necesarias para evitarlo.
En una conferencia de prensa en la que presentó oficialmente las cifras de la reforma al Presupuesto de la República de 2006, Flores dijo que las reformas al Código Tributario y la Ley General de Educación deben estar aprobadas en los próximos días, para que el programa económico de Nicaragua sea revisado por el directorio del FMI en este mes.
La reforma de ambas leyes permitirá que organismos internacionales desembolsen unos 70 millones de dólares para los próximos meses y, según el presidente Enrique Bolaños, el programa económico con el FMI es fundamental para que el nuevo gobierno cuente con 1,700 millones de dólares para poder trabajar con tranquilidad.
Flores insistió en que para que la comunidad cooperante otorgue recursos al país, la primera condición es que se cuente con un programa económico con el FMI.
Dijo que ya existe consenso entre todos los sectores alrededor de la reforma al Código Tributario y también es necesario que los diputados aprueben la Ley de Educación, para cuyas reformas también existe un acuerdo con el sector educación.
El ministro dijo que una gran cantidad de préstamos vienen al país si se cuenta con un marco macroeconómico estable y esto se logra al tener un acuerdo con el FMI.^oDéficit se redujo
Al informar sobre el proyecto de reforma al Presupuesto, que suma unos 1,700 millones de córdobas, el titular de Hacienda aseguró que el déficit presupuestario se redujo, quedando en 1,6% del Producto Interno Bruto (PIB).
La reforma presupuestaria incluye 137 millones de córdobas para subsidio a los transportistas para todo el año y reduce partidas para instituciones que se desfasaron en las negociaciones para conseguir recursos externos.
Para el sector salud, el proyecto de reforma presupuestaria establece 299.3 millones de córdobas para el 30 por ciento de incremento salarial y otros beneficios acordados con el gobierno.
Para el sector educación se incluyen 136 millones de córdobas para el escalafón salarial, el aporte patronal, materiales escolares, y un fondo de jubilación y retiro.^oReducen partidas
A algunas instituciones como el Ministerio de Transporte e Infraestructura (MTI), la reforma más bien le aplica una reducción en el presupuesto, porque se atrasaron en las negociaciones para la realización de varios proyectos.
El proyecto de reforma presupuestaria incluye una reducción de 100 millones de córdobas para el MTI, porque enfrentó rezagos en las negociaciones con organismos internacionales, para la ejecución de proyectos viales, como la carretera Matagalpa-Jinotega, San Ramón-Matagalpa y Chinandega-El Guasaule.
Al Consejo Supremo Electoral (CSE) le otorgaron 37.3 millones de córdobas para las elecciones y 12 millones más para la Policía y el Ejército en el apoyo a las elecciones.
Sin embargo, el CSE pudo haber recibido más, pero también tuvo problemas en una negociación con España.^oSobrerrecaudación de 137 millones
La reforma al Presupuesto de la República de 2006, que suma 1,700 millones de córdobas, se financia en parte con la sobrerrecaudación de impuestos del primer semestre, que sumó 874 millones de córdobas. El resto proviene de donaciones.
Este año se integró a los ingresos 160 millones de córdobas del Fondo de Mantenimiento Vial, una ley que entró en vigencia a finales de 2005 y que tiene como objetivo aplicar un impuesto al combustible para el mantenimiento de carreteras. Para el Fomav la reforma presupuestaria incluye una partida de más de 184 millones de córdobas.
Flores dijo que el proyecto de reforma al Presupuesto se envió con carácter de urgencia a la Asamblea Nacional y que espera que los parlamentarios lo aprueben lo más pronto posible.