El Deportivo

¿Está fácil para Pérez?

Monarca pinolero defenderá su corona por cuarta vez

Carlos Alfaro

En el deporte del boxeo, un rival difícil y de peligro se traduce a aquel que tiene poder en sus puños y que es capaz de finalizar un combate con un solo golpe.
“El noqueador tiene dos razones para ser considerado peligroso, por su mano derecha e izquierda”, dijo el historiador Bert Sugar, refiriéndose en su momento a Ricardo Mayorga. “Mayorga es un tipo considerado “riesgo” para cualquier rival”, añadió.
Pero, ¿existen rivales de peligro que carecen del poder en sus puños? ¿Son los boxeadores estilistas y sin poder considerados “riesgos” para sus rivales?
Casi nunca se escucha que un boxeador de buena velocidad de manos y piernas, pero carente de “punch”, sea peligroso, pero lo cierto es que este tipo de boxeadores históricamente ha causado mucho daño a los peleadores pinoleros.
Este próximo sábado Luis Pérez estará frente a uno de esos púgiles que te vencen no con su fuerte pegada, sino a base de velocidad, inteligencia y, sobre todo, excelentes condiciones físicas.
Ricardo “El Chapo” Vargas no es un noqueador. Es el típico boxeador que está enamorado del gimnasio, que batalla arduamente del primero a último round, y que además de su velocidad de manos y piernas, tiene una amplia visión y astucia cuando está sobre el ring”, dijo Roberto Sandoval mientras mencionaba las virtudes de su pupilo.
Si en realidad es así, entonces Luis Pérez está en serios problemas.
En su último enfrentamiento, que fue el 6 de mayo pasado, Pérez atravesó serias complicaciones cuando se enfrentó al ruso Dimitri Kirilov. Defendió con éxito, pero dejó el sabor amargo que su presentación; más que la victoria, merecía la derrota.
“Y para que sepan, “Chapo” Vargas es mejor peleador que el ruso”, dijo el entrenador Sandoval.
Alexis Argüello, con lo grandioso que fue en el ring, tuvo problemas en sus peleas frente a boxeadores rápidos. Rosendo Álvarez también tenía serias dificultades ante ese tipo de peleadores, y Ricardo Mayorga ni se diga, si no vean lo que pasó frente a Cory Spinks.
Estos tres peleadores nicas seguramente coincidirán en que les fue más complicado cuando peleaban ante los rápidos sin pegada que cuando se medían a los lentos, pero con “punch” devastador.
Cuando Luis Pérez enfrentó a un boxeador frontal, lo terminó noqueando. Luis Bolaños fue terminado en sólo cinco rounds. Roberto Bonilla fue fulminado en un asalto, y aun con su buen boxeo, Félix Machado fue masacrado ante las embestidas del peleador pinolero. Pero aun con todas esas grandes presentaciones, la opinión caracterizada de Roberto Sandoval es que Luis Pérez jamás va a vencer al “Chapo” Vargas.
Vargas es un mexicano que tiene palmarés de 39 victorias, 12 derrotas y 13 nocauts. Sus cifras no dicen mucho, pero hay ocasiones en que las estadísticas no están apegadas a la realidad de la situación.
Pérez es un noqueador, pero según los reportes, de las 12 derrotas de Vargas, sólo dos de ellas fueron a través de nocauts y fueron en inicios de su carrera.
¿Será fácil para Pérez el mexicano Vargas? Al menos queda la seguridad de que un nocaut en contra del nica está casi descartado, aunque el desarrollo de la pelea se convertirá en una gran incertidumbre, que con el paso del tiempo genera preocupación y dudas alrededor de Luis Pérezn