Deportes

¿Podrán competir?

Como están, no

— —

Se dice que FENIBA obligará retornar al Bóer a aquellos peloteros que adquirieron compromisos con los Indios durante la temporada "muerta". Un Bóer mal armado no favorece a nadie. Los Indios provocan llenos en los estadios de los departamentos, lo que se traduce en ganacias para el resto de los conjuntos.;


No sería mala idea que cada uno del resto de los equipos que recibieron peloteros capitalinos devolviera al Bóer tan sólo uno de ellos. Por ejemplo, el Rivas entregando a Ramón Padilla y el León a Marvin Martínez. Sin embargo, si todo sigue igual y los Indios se fajan con lo que ahora tienen a mano, dificilmente serían competitivos.;


El pitcheo dará un salto cualitativo para la próxima temporada con la inclusión del bate de madera. Y los Indios sufrieron bajas sensibles en el staff.;


Perdieron al hombre de cabecera, Marvin Zelaya, uno de los carabineros más experimentados de la pelota y que este ańo deberá hacer muchos estragos con su bola de poder y su mortal sinker ante bateadores que comienzan un proceso de adaptación al madero. Diego Sandino y Marvin Martínez harán falta; este ańo debe ser la consolidación de estos dos muchachos que debieron captar mucho en la Selección al lado de Denis Martínez.;


Qué quedó en el Bóer?... Nelson Saldańa todavía no tiene una temporada impactante en el béisbol nacional y Angel David Lández, un tirador con las herramientas para sobresalir. También esta por verse que tipo de comportamiento tendrá Jairo Pineda, el prospecto de Houston que fue el máximo ganador en Rookie.;


La artillería sufrió las bajas de Ramón Padilla, Orlando Ocampo y Freddy García, más los retiros de la pelota de Guillermo Macías y Franklin López.;


El Bóer quedó con Brant Alyea y Nemesio Porras al frente, con Sandy Moreno y la inyección de Danilo Sotelo y Francisco Hernández. Estos cinco seńores representan una buena línea ofensiva, pero aún así será la más débil de la liga.;


Las grandes aberturas del Bóer son visibles en la defensa y el pitcheo. Los Indios siguen con problemas en la receptoría, es más tiene a dos chavalos peleando la posición, mientras la llave de doble play nadie sabe si cerrará las puertas.;