Deportes

Sin magia, pero gana


El Real Madrid no tuvo magia en su estilo de juego, tampoco la ferocidad que se espera cuando se ve a tanto talento en la cancha, sin embargo, en medio de algunas imprecisiones logró proyectarse a una victoria con marcador de 2-1 ayer frente a la Real Sociedad.
Los goles de la ‘Casa Blanca’ cayeron a los 51 y 74 minutos por medio del argentino Ángel Di María y del portugués Cristiano Ronaldo, que fueron justos para doblegar a un rival que fue incesante, que salió al rectángulo de igual a igual, sin complejos. Raúl Tamudo anotó por la Real Sociedad descontó a los 62.
El partido desde el arranque prometía dinamismo, Madrid despegó con toques rápidos, con pretensiones de hacer daño la arquería defendida por Claudio Bravo, pero solo Di María pudo provocar un alto grado de peligrosidad.
La riposta de la Sociedad fue severa, consiguió colocar en el paredón a la defensiva ‘Merengue’ y a su líder Iker Casillas, quien como de costumbre tuvo que sacar su versatilidad y reflejos felinos para sortear el ataque de sus rivales. De hecho, Tamudo tuvo algunas posibilidades de rasgar las vestiduras del mejor arquero de España, pero no las concretó.
Al Madrid le sirvió el descanso para energizarse y brindar una pequeña muestra de los que es capaz, explosividad, aunque aún falta que entren en ritmo y exista una coordinación para conseguir mejores resultados.
El gol del argentino fue llamativo, porque se posesionó del balón y se proyectó entre tres defensas y con maestría acomodó un disparo que penetró la cabaña.
A los 61, una jugada a balón parado fue aprovechada por Tamudo para anotar e igualar las acciones, pero Ronaldo puso punto final y garantizó los tres puntos, que los coloca en la cima.