Deportes

¿Hasta dónde podrá llegar?


Edgard Tijerino

Nota 11 de 32

¡Qué impresionante se ve el equipo inglés dirigido por Fabio Capello, con ese armamento¡. Ganador como local de la Copa en 1966 con un final polémico, Inglaterra tiene largo rato de estar hambrienta de un triunfo resonante. Su última gran frustración es no haber estado en la más reciente Eurocopa.
Aún sin David Beckham y sin Michael Owen, la tropa inglesa puede llegar a impactar. Cuando tienes la fiereza y destreza de un centrocampista como Steven Gerrard; la fuerza avasalladora de un atacante capaz de fabricar goles imprevisibles, tal es el caso de Wayne Rooney; la solidez y facilidad de penetración de Frank Lampard; la rápidez y flexibilidad desconcertante de Theo Wolcott; la firmeza de mastines como John Terry y Rio Ferdinand; y la presencia de Ashley y Joe Cole, la pregunta que salta al tapete es: ¿Hasta dónde podrá llevarte esa suma de esfuerzos, aunque David James no sea un arquero del nivel de Gordon Banks?.
Inglaterra comenzará a mostrar su pujanza el 12 de junio enfrentando a Estados Unidos, su asombroso verdugo en el Mundial de 1950 por 1-0. Hoy las diferencias no son tan amplias como en aquel tiempo, pero el planeta fútbol sería estremecido con una derrota inglesa. El día 18, Inglaterra va contra Argelia, y el 23 se mide con Eslovenia.
Esta vez, Inglaterra tiene un conductor que sabe conseguir títulos: el italiano Fabio Capello, ganador en Italia, España y en todo Europa, quien dispone de la eficacia de un mediocampo laborioso que cuenta con el soporte de Gerrard y Lampard, agregando a piezas tan importantes como Gareth Barry y Aaron Lennon.
Se han disputado 18 Mundiales de fútbol, con Inglaterra batallando en 13 y capturando –pese a su prestigio y respeto cultivado- sólo un título. Finalizó cuarto en Italia 1990 y desde entonces, apenas faltó en la Copa realizada en Estados Unidos durante 1994, la última vez que jugaron 24 equipos, antes de ampliarse a 32 en 1998 en Francia.
Inglaterra hizo de su camino a Sudáfrica un viaje de placer, sin ningún tipo de complicaciones. Compartió el Grupo 6 con Croacia, Ucrania, Bielorrusia, Andorra y Kazajstán, y alcanzó la meta sin derrotas, antes de aflojar en su último juego, ya liberada de presión, cayendo ante Ucrania.
La figura es el incansable goleador Wayne Rooney, del Manchester United, una fiera en busca de la cabaña adversaria, motor del United; en tanto la figura histórica tiene que ser el inmenso Bobby Charlton, quien brilló junto a Banks, Stiles, Bobby Moore, Hurts y Peters, en el equipo vencedor de Alemania en la final de 1966.
¿Cómo podría alinear Capello?. David James en la puerta, Glen Johnson, John Terry, Río Ferdinand y Ashley Cole en la retaguardia, con Gareth Barry y Frank Lampard tratando de manejar los hilos, en tanto Steven Gerrard, Aaron Lennon y Wayne Rooney funcionando como factores ofensivos, con Emile Heskey del Aston Villa o Jermaine Defoe del Tottenham en punta. Ojo, con Carrick, Theo Wolcott, Joe Cole y Peter Crouch, Inglaterra tiene un fuerte banco.