Deportes

Madrid a un punto del Barcelona


MADRID / AFP

El Real Madrid recortó a un punto la diferencia con el líder Barcelona tras imponerse este domingo en su campo al Valencia por 2-0, en la 33ª jornada de la Liga española de fútbol, que finaliza el lunes con el partido entre el Mallorca y Osasuna.
Tras el empate de los 'blaugrana', los hombres de Manuel Pellegrini salieron al campo con el objetivo de llevarse un partido con el que consiguieron meter presión a los de Josep Guardiola, que tienen además que enfrentarse el martes al Inter Milán en el encuentro de ida de las semifinales de la Liga de Campeones.
Pese al gol del argentino Higuaín en el minuto 25, los valencianistas se lanzaron al ataque y dominaron buena parte del juego pero sin apenas crear dificultades en la portería de Iker Casillas, excepto por un tiro de Dani Silva que rechazó el larguero.
Los blancos se dedicaron más a aprovechar los contrataques y los robos de balón para presionar a la defensa 'ché', que intentaba jugar al toque para mandar balones a un David Villa, que se mostró desapercibido por la agresiva defensa madridista.
En otros partidos de la jornada, hubo cuatro empates sin goles entre el Deportivo-Almería, Málaga-Valladolid y Athletic-Zaragoza, además del Espanyol y Barcelona, mientras que el Tenerife ganó al Getafe por 3-2 y el colista Xerez igualó con el Racing Santander.
El sábado, el FC Barcelona sólo pudo obtener un empate a cero en su visita al Espanyol, lo que dio opciones al Madrid para que recortara su diferencia en el campeonato.
Los "blaugrana", que tienen 84 puntos, chocaron contra un equipo férreo en defensa que impidió los ataques del delantero argentino Lionel Messi.
Despúes de siete victorias consecutivas, el Barça dejó a su máximo rival acercarse a un punto después de haberlo derrotado por 2-0 en el estadio Santiago Bernabéu hace una semana.
Los pupilos de Josep Guardiola, que tendrán que concentrarse ahora en el partido del próximo martes que les enfrentarán al Inter Milán de José Mourinho en las semifinales de la Liga de Campeones, intentaron romper sin éxito el sistema defensivo elaborado por el entrenador del Espanyol, Mauricio Pochettino.