Deportes

Gay y Gebre, candidatos para atletas del año IAAF


Montecarlo / EFE
El estadounidense Tyson Gay, rey del esprint corto, y el etíope Haile Gebreselassie, emperador de largas distancias, se disputan el trofeo al mejor atleta mundial del año 2007, que entrega este domingo la Federación Internacional (IAAF) durante su gala anual.
Los dos componen, junto con el vallista chino Liu Xiang, el trío de candidatos al título honorífico en categoría masculina. En la femenina la fondista etíope Meseret Defar, la saltadora de altura croata Blanka Vlasic y la heptatleta sueca Carolina Kluft son las aspirantes.
Gay parecía tener asegurado el galardón después de colgarse tres medallas de oro en los Mundiales de Osaka (100, 200 y 4x100), pero el 30 de septiembre, en Berlín, Gebre volvió a estremecer el mundo atlético arrebatando a su amigo Paul Tergat, por 29 segundos, el
record mundial de maratón, con un registro de 2h04:26.
El carisma del mejor fondista de la historia, dos veces campeón olímpico y cuatro mundial de 10,000 metros, capaz de batir records mundiales en distancias que van desde los 2,000 metros hasta los 42,195, compensa el fulgor de las tres medallas de oro conseguidas en el mundial japonés por Tyson Gay, que aún no figura en la nómina de plusmarquistas mundiales.
Por último, el hecho de que una marca tan resonante como la de Gebre en el maratón no haya sido incluida por la IAAF entre las tres finalistas a ser elegida la más sobresaliente del año, apunta a una posible concesión del premio mayor para el gran corredor etíope, que ya fue elegido mejor atleta mundial del año en 1998, junto a la hoy caída en desgracia Marion Jones.
Liu Xiang, que ha excusado su presencia en Montecarlo por encontrarse enfermo, parece haber asumido que no cuenta para el premio. Su primer título mundial de 110 metros vallas y sus siete triunfos en nueve carreras no bastan para compensar los logros de sus
dos adversarios.
En la rama femenina, Blanka Vlasic, invicta en 16 competiciones desde el 24 de junio, incluido el Mundial de Osaka, y con 17 saltos por encima de dos metros en la temporada al aire libre, ha sido la favorita indiscutible de los aficionados, que expresaron sus preferencias a través de una encuesta por internet.
Su gran rival será Meseret Defar, campeona mundial de 5,000 metros e invicta durante todo el año, que ha batido, además, el récord mundial de 5,000 al aire libre (14:16.63, en Oslo) y de 3,000 en pista cubierta (8:23.72, en Stuttgart).
El título de mejor atleta mundial del año no se agota en el aspecto honorífico. La IAAF decidió hace dos años dotarle de un atractivo adicional consistente en un cheque de 100,000 dólares.
Los galardonados recibirán sus premios en el curso de la Gala que, presidida por el príncipe Alberto de Mónaco, se celebrará este domingo y a la que asistirán atletas legendarios como Carl Lewis, Valery Borzov, Dick Fosbury, Lee Evans, Henry Rono, Hicham El Guerruj, Ana Fidelia Quirot, John Ngugi o Mike Powell.