Deportes

Grandes duelos


El miércoles, la afición disfrutó de un gran duelo de pitcheo 1x0 que le ganó el Bóer a Chinandega. El dominicano Rafael García y el cubano Miguel Pérez batallaron durante siete entradas, hasta que en el octavo episodio, Jorge Luis Avellán decidió con doble ante el relevista William Ponce.
El cierre de juego fue sensacional, cuando los chinandeganos llenaron las bases con dos outs, y el dominicano Pedro Minaya disipó la presión con sus disparos de alta velocidad.
Este partido figura entre los grandes duelos de la Liga Profesional en su nueva época. Es el séptimo que se decide por la mínima anotación, y apenas el segundo en que dos extranjeros son los principales protagonistas.
El sábado 6 de noviembre de 2004, en León, Olman Rostrán y el cubano Miguel Pérez colgaron seis ceros antes que Adolfo Matamoros decidiera con sencillo en el séptimo episodio el triunfo del Chinandega. Rostrán lanzaba para dos hits, aunque terminó permitiendo cinco en su recorrido de 7.2 episodios y fue relevado por Boanerges Espinoza. En el partido, León corrió mal las bases.
Dos semanas después se produjo un caso interesante con marcadores 1x0, ya que San Fernando y León se blanquearon entre sí con esa pizarra.
El panameño Róger Deago, de las Fieras, y el cubano Julio César Villalón, del León, abrieron juego el 20 de noviembre en León, y el duelo sin anotaciones duró siete episodios, antes que se descontrolara el cubano en el octavo, al otorgar dos boletos, y Jorge Luis Avellán remolcó por escogencia, cuando Eduardo Romero le “robó” el hit y forzó en segunda, mientras se anotaba la diferencia.
Deago lanzó para dos hits, cuatro ponches y un boleto en siete episodios, y lo relevó Julio César Ráudez, que admitió un hit en dos innings. A Villalón lo relevó Arián Cruz, después de lanzar siete innings, permitir tres hits, ceder cuatro boletos y ponchar a cuatro.
Al día siguiente, en Masaya, León se las cobró con Devern Hansack en la colina superando a Franklin Sánchez. Ambos lanzaron siete innings, y aunque Sánchez lució superior al tirar para dos hits y ponchar a siete, el crédito fue para Armando Hernández, con el respaldo de Esteban Ramírez, quien puso out en el home a Justo Rivas en el séptimo episodio, y él mismo, con fly de sacrificio, remolcó la carrera del triunfo en el noveno. La derrota fue para Enrique Salgado, que lanzó desde el octavo.

Súper duelo: Padilla vs. Hansack
Sin duda, el mejor duelo de pitcheo entre nicas lo protagonizaron Vicente Padilla y Devern Hansack la noche del 28 de octubre de 2005 en Chinandega. No tuvieron decisión, en el triunfo chinandegano, pero exhibieron su calidad. Padilla como big leaguer y Hansack proyectado hacia el estrellato.
Padilla lanzó para dos hits, tres ponches y un boleto en seis innings, en tanto Hansack lució inmenso en los primeros 5.2 episodios, en los que no permitía hit, ponchaba a 10 y cedía un boleto. Tiró cinco innings perfectos, con nueve ponches, de ellos cinco consecutivos, pero su temperamento lo traicionó y terminó expulsado en el sexto por protestar el conteo al árbitro Daniel López. El juego lo ganó Mario Peña, cuando el partido se decidió en el octavo por error en fildeo de Marvin Benard.
La temporada pasada, el 2 de diciembre en el Estadio Nacional, el panameño Miguel Gómez, del Bóer, se apuntó la victoria 1x0 ante el San Fernando, superando en duelo a Franklin Sánchez. Gómez lanzó para tres hits en 8.1 episodios, en los que ponchó a cuatro, y defendió la ventaja que le dio Jimmy González en el tercer inning, en partido de polémicos fallos arbitrales. Franklin tiró 6.1 innings, con una carrera sucia, cinco hits y cuatro ponches.
El 26 de diciembre de 2006, Aristides Sevilla (6.0), Luis Perdomo (2.0) y Donald Calderón (1.0) se combinaron en la colina metropolitana para vencer a las Fieras, que tuvieron a Armando Hernández (5.2) como retador de los Felinos. Aristides llegaba de explotar en el primer inning ante el Bóer y limitó en cuatro hits a las Fieras en seis innings, en los que ponchó a tres, dio un boleto y defendió desde el cuarto inning la ventaja que le dio Esteban Ramírez con fly de sacrificio.