Deportes

“Estadio camina y crece”


Edgard Tijerino

Julio Rocha continúa observando mi incredulidad ante su pretensión de construir un Estadio de Fútbol en Managua.
“Será un hecho”, me dice.
Le respondo sin ironía, “quiero verlo. Si eso ocurre, voy a trotar un rato y colgarme del travesaño”.
¿Qué tanto se ha avanzado?
Lo suficiente para ser optimista. Invitamos al Contralor Luis Ángel Montenegro a un recorrido junto con el Rector de la UNAN y otras personas para que comprobaran cómo el proyecto está tomando forma y se mostró satisfecho. No es fácil trabajar con poco pretendiendo mucho, pero el apoyo de la Alcaldía, de la FIFA y del Gobierno Central ha permitido que el Estadio camine y crezca.
¿Cómo anda el soporte económico?
Al principio de este año recibimos vía Consejo Nacional del Deporte un millón de córdobas de los cinco que contempla el compromiso anual, obtenido gracias al esfuerzo de Bayardo Arce y Wilfredo Navarro. Éste es un compromiso como contraparte de lo que aporta la FIFA y que todavía tiene pendientes cuatro millones para completar lo establecido.
-Pero ya estamos en noviembre.
Cierto, pero tenemos que esperar. El ministro de Hacienda me decía que iba a hablar con la parte correspondiente para que los programaran, así que podrían ser desembolsados en cualquier momento para continuar con la ejecución de obras.
Aquí es un país difícil para poner fechas, pero aún así, deben tener plazos mientras los trabajos avanzan.
Las dificultades se han multiplicado. Hay que tomar en cuenta los daños provocados por el huracán, los 50 días de lluvia, las serias afectaciones en diferentes sectores de la economía. Sin embargo, en todo momento hemos podido mostrar avances. Los trabajos no se han detenido.
¿Qué es lo que se puede ver y tocar?
Ya tenemos la grama artificial en Nicaragua, también el avance de un 80 por ciento en el cierre perimetral, la confección de los dogouts y la forma de la estructura. Con estos cuatro millones que nos van a dar tenemos contratado la sacada de material, nivelación y compactación del terreno de juego. Eso posiblemente tome 15 días y de inmediato se va a colocar la grama artificial. Las graderías se están comenzando. La primera contratación era para 2120 aficionados, pero ahora pensamos en cuatro mil y pico de espacios más. Es decir que estaríamos llegando casi a 7.000. Todo eso se puede ver y tocar.
-Además del millón, fijemos los otros aportes.
La FIFA firmó un contrato por 400 mil dólares que ya se han entregado y tienen un 70 por ciento de ejecución. Te estoy hablando de la última evaluación que va por unos 311 mil 728 dólares en realización. Eso fue en septiembre y hay que agregar lo hecho en octubre y lo que va de noviembre.
Estuve recientemente en Zurich, me reuní con Joseph Blater y dijo que si el Gobierno te asegura otra partida de 5 millones el próximo año, la FIFA te aprueba inmediatamente otros 400,000 dólares. Con eso podríamos tener para junio o julio, el área de juego con la grama instalada, los dogouts funcionando, graderías para cerca de 8 mil personas y el cierre perimetral del estadio. Con esas condiciones mínimas nosotros podemos comenzar a jugar fútbol.