Deportes

Gourriel riéndose


Carlos Alfaro

Mientras León se derrite, San Fernando aún no despega y Chinandega con su papel de favorito gana lo necesario, en este inicio de campaña la gran historia ha sido el Bóer y su primer lugar, tras convertirse en el primer ganador de cuatro juegos en el certamen.
Esto ha provocado la satisfacción total del mentor Lourdes Gourriel, quien desde el dogout sonríe insaciablemente al ver a su equipo ganar y alejarse de los contrarios.
“Ha sido una combinación de buen bateo, mucho entusiasmo y deseos de hacer bien las cosas, pero si me tocara elegir lo mejor, indudablemente ha sido el pitcheo”, dijo Gourriel, mientras los capitalinos se afianzan en la punta.
“Nada es casualidad. Todo lo hemos alcanzado a través de mucho esfuerzo en el terreno. Los muchachos han mostrado mucha garra y así ha sido posible que tengamos un gran inicio de temporada”, añadió el mentor.
En su momento, Lourdes había manifestado que uno de los problemas del Bóer era la carencia de tiempo suficiente para entrenar. A eso se combinaron los fenómenos climáticos que impidieron algunas sesiones de adiestramiento de la tribu.
Pero el cubano se las ingenió para aprovechar el poco tiempo de entrenamiento al máximo, y de esa manera los Indios están entonando en este inicio de temporada.
“Hasta el momento han lucido muy bien. Creo que la defensa debe consolidarse, pero lo otro, bateo y sobre todo pitcheo, que para mí es lo mejor, ha estado bien”, dijo el manager.
Al igual que Gourriel, el coach general, Julio Sánchez, cree que lo mejor del Bóer está por venir, cuando ya los jugadores alcancen el cien por ciento de sus condiciones, que eso se traduce a ritmo de juego.
“No hay nada malo que decir de los muchachos por ahora, pero estoy seguro que ellos mejorarán conforme vayan pasando los juegos, y la defensa se solidificará, justo lo que quiere el señor Gourriel”, concluyó Sánchez.