Deportes

¿Jugará Vladimir?


BOSTON / ESPN.- Vladimir Guerrero y los Angelinos de Los Ángeles están al borde de la eliminación. Al menos, están por volver a la soleada California.
El dominicano Guerrero abandonó el juego del viernes contra Boston en el octavo episodio, por un golpe en el hombro izquierdo --pese a que el encuentro de postemporada estaba empatado y el toletero debía batear en el inning siguiente--. Los Medias Rojas se impusieron por 6x3, gracias a un jonrón de tres carreras del dominicano Manny Ramírez en el noveno episodio.
Boston tomó una ventaja de 2-0 en la serie.
Si los Angelinos no ganan hoy y el lunes como locales, la temporada habrá concluido para ellos. La buena noticia para su causa es que Los Ángeles tuvieron la mejor foja de local en las Grandes Ligas esta campaña, 54-27.
"Tratamos de seguir concentrados", dijo el manager Mike Scioscia. "Hay que concentrarse en cada turno para recuperarse en la serie. Podemos lograrlo".
Guerrero, quien fue golpeado por un pelotazo de su compatriota Manny Del Carmen en el séptimo inning, no ha comenzado un juego en el jardín derecho desde el cuatro de septiembre, debido a un problema de irritación en el tríceps del brazo derecho, que lo ha limitado a las funciones de bateador designado.
Pero aunque permaneció en el juego, Guerrero fue reemplazado en la defensa del jardín derecho en la octava entrada por Reggie Willits.
"Vlad tiene una molestia en el hombro que no le permitió hacer swing en el resto del partido, e incluso podía empeorar hasta tratando de atrapar una pelota en los jardines", dijo el manager Mike Scioscia.
"Lo vamos a evaluar día a día", agregó Scioscia.
Los Angelinos carecían ya del jardinero central Gary Matthews Jr., lesionado de la rodilla izquierda. Además, el guardabosques izquierdo Garret Anderson ha jugado aquejado por una conjuntivitis en el ojo derecho.
Anderson bateó de 4-2 el viernes y recibió un boleto cuando había dos outs en el noveno episodio, pero se quedó varado.
Así, los Angelinos tienen varios predicamentos, mientras que la situación de los jugadores de Boston parece mejorar.
Los Medias Rojas, que han ganado ocho partidos seguidos contra Los Ángeles en la postemporada, tendrán hoy la oportunidad de completar la barrida en la serie.