Deportes

Implacable fue Beckett


Edgard Tijerino

El duelo entre ganadores de 18 juegos con posibilidades de conseguir el Cy Young de la Liga Americana no existió. Los Medias Rojas, pistolas en mano, se fueron encima de Chien Ming Wang construyendo una estruendosa victoria por 10-1, mientras su “as de espadas”, Josh Beckett, con un pitcheo implacable y casi impecable, mantenía a los Yanquis con sus bates derretidos, llegando a 19 triunfos y mejorando a 3.20 su efectividad.
Madrugado por el jonrón de Derek Jeter en el primer inning, Beckett supo controlar su sistema nervioso y estableció dominio con su pitcheo potente y lo necesariamente ajustado, para limitar a la temida artillería del Bronx a sólo tres hits en siete entradas ponchando a siete y cediendo dos bases. Mike Timlin y Bryan Corey terminaron de amordazar a los de Nueva York.
Este triunfo de Boston, con el novato Jacob Ellsbury impulsando tres carreras, hizo retroceder nuevamente a los Yanquis a cinco y medio juegos. Ming Wang sufrió su séptima derrota, quedando parqueado en 18 éxitos.
Los Mets en tanto, derrotados por sus perseguidores Filis 5-3, vieron reducirse a cuatro y medio su ventaja en el lado Este de la Liga Nacional, y en el centro, los líderes Cachorros, superaron 3-2 a los Cardenales de San Luis, en lo que fue el primer triunfo de Kerry Woods, con el apoyo del jonrón 26 de Alfonso Soriano.
En el Oeste del viejo circuito, los Dodgers, con pitcheo de Derek Lowe (12-12), saltaron encima de los Cascabeles de Arizona por 6-2, asestándole a Liván Hernández su décima derrota por igual número de triunfos. Los Dodgers, en tercer lugar detrás de San Diego, se acercaron a tres y medio juegos de Arizona.