Deportes

Cordero al banquillo


Carlos Alfaro

La gota que derramó el vaso fue la cancelación del nacional de lucha olímpica, que estaba previsto a realizarse el fin de semana en Carazo. “No hay tiempo para más”, han dicho los atletas. “Es momento de cambios”, aseguran.
La Federación Nicaragüense de Lucha Olímpica, dirigida por Edwin Cordero, vive uno de los peores momentos de su historia. Hay quienes consideran que es tiempo de cambiar al presidente. Hay personas que están realmente interesadas en trabajar para desarrollar la lucha.
El viernes a las tres de la tarde, en un lugar por designar, se estará realizando una asamblea extraordinaria con más del 75 por ciento de atletas y entrenadores de lucha, para elegir una nueva Junta Directiva en la Federación.
La invitación para esta asamblea también ha sido extendida al Comité Olímpico Nicaragüense, que estará supervisando lo que ocurra con los luchadores.
La queja de los atletas es por la cancelación de eventos tras eventos que el ejecutivo de la Federación realiza. Consideran que es el tiempo de que haya cambios, porque este deporte no puede continuar actuando de esa manera.
Recientemente, aparte de la cancelación del evento nacional, también fue cancelada la participación de Nicaragua a un evento invitacional en Cuba.
“Estamos hartos de muchas mentiras que nos dicen. Consideramos que tenemos gente que sí quieren trabajar por este deporte, y hay quienes han estado al frente y no han hecho nada, no hay por qué seguirlos soportando”, dijo uno de los atletas que prefirió el anonimato.