Deportes

Bryant disfrutó el juego


Las Vegas, EU / Agencias
El escolta Kobe Bryant, de Los Ángeles Lakers, llegó a Las Vegas para consolidar su posición de gran figura de la NBA y lo consiguió al lograr su segundo premio de Jugador Más Valioso (MVP) en la 56ª edición del Partido de las Estrellas.
Bryant, con 31 puntos, seis asistencias, seis recuperaciones de balón y cinco rebotes, lideró el ataque del equipo de la Conferencia Oeste que venció por paliza de 153-132 al de la Conferencia Este.
El escolta estrella de los Lakers fue desde el principio el jugador más espectacular y el que estuvo más acertado en los tiros a canastas. Antes que concluyese el partido recibió el apoyo de los aficionados que corearon su nombre con los gritos de "MVP, MVP, MVP...".
Bryant había logrado su primer premio de MVP en el Partido de las Estrellas en el año 2002, cuando se disputó en su ciudad natal de Filadelfia.
"El primero fue algo muy especial, pero éste también tiene un gran valor para mí, porque he comprobado todo el apoyo que me han dado los aficionados hacia mi juego", declaró Bryant. "Todos dentro del equipo me apoyaron, y lo más importante era conseguir el triunfo para que nuestros rivales no ganasen por tercer año consecutivo".
Hace cinco años, Bryant también colocó 31 puntos en la victoria del Oeste en Filadelfia, pero los aficionados lo abuchearon cada vez que tocó el balón y expresaron con más fuerza su rechazo cuando el jugador recibió el trofeo.
La suerte del nueve veces convocado al Juego de las Estrellas cambió radicalmente en Las Vegas, donde fue el jugador favorito del público, tanto en las competencias del sábado como en el evento principal de exhibición del domingo.
Después de todo, el sur de Nevada es territorio de los Lakers, y Bryant tuvo una gran actuación.
"Fue un buen momento, un gran fin de semana, y queríamos dar un gran espectáculo", dijo el nuevo Jugador Más Valioso.
Bryant anotó 17 puntos en la primera mitad del encuentro e hizo cuanto pudo por superar a Dwyane Wade, incluido un explosivo triple casi en el rostro de la estrella de Miami en el período. Acertó ocho de 14, con al menos un remate a la canasta.
Bryant pareció concentrarse en la estrategia en la segunda mitad del encuentro, especialmente cuando Tony Parker, de San Antonio, tuvo que abandonar la alineación.
Mientras los espectadores ya lo aclamaban como el Jugador Mas Valioso, Bryant realizó una volcada desde abajo del aro en el minuto final del encuentro sobre la cabeza de Chris Bosh. El tiro afianzó su victoria sobre Amare Stoudemire de Phoenix, quien anotó 29 puntos en su primer Juego de Estrellas desde que se recuperó de una operación por una microfractura en una rodilla.