Deportes

Empate sin goles ante el Betis


Sevilla / AFP
Real Madrid empató sin goles con el Betis en el partido de ida de los octavos de final de la Copa del Rey disputado ayer en el estadio Manuel Ruiz de Lopera, de Sevilla.
El Madrid, que se enfrentaba a un duro examen tras la crisis abierta en el equipo después de sus dos últimas derrotas ligueras frente al Deportivo de La Coruña (2-0) y Recreativo de Huelva (3-0), confió la ofensiva al delantero holandés Ruud Van Nistelrooy junto a uno de los últimos fichajes, el argentino Gonzalo Higuaín.
Su compatriota Fernando Gago se encargó de manejar el juego del equipo blanco, que siguió mostrando graves deficiencias en defensa, lo que permitió grandes acciones de peligro de los béticos, especialmente de Francisco Muñoz “Xisco” y de Francisco Maldonado.
El Madrid perdió pronto uno de sus habituales puntales cuando el lateral izquierdo brasileño Roberto Carlos tuvo que abandonar el terreno de juego en el minuto 10 por una rotura fibrilar en el gemelo derecho.
Sin Ronaldo, Beckham ni Cassano, a los que el técnico italiano del Real Madrid, Fabio Capello, ni siquiera convocó, el Real contó con una buena ocasión en las botas de Higuaín que logró irse por la derecha y su tiro cruzado lo sacó el portero bético con una mano providencial (25).
El Betis, más preocupado por salir de los puestos de descenso en el campeonato liguero, donde marcha antepenúltimo, ya había advertido que la Copa no era su prioridad.
Sin embargo, consiguió contener a un flojo Real Madrid durante prácticamente todo el partido, poniéndolo también en muchos apuros en el inicio del segundo tiempo.
Maldonado soltó un tiro que se fue fuera en el minuto 48 y el brasileño del Betis, Wagner, falló por poco un tiro franco en el minuto 50. Wagner ya había asustado a Diego López, portero del Real Madrid en lugar de Iker Casillas, en el minuto 35. El brasileño falló al rematar solo ante el portero un buen pase de Xisco al centro del área.
Los blancos parecieron retomar el control del partido en sus minutos finales, pero en ningún momento pusieron en auténtico peligro la meta bética.
Tras este resultado, la eliminatoria se decidirá el próximo día 17 en el partido de vuelta en el estadio Santiago Bernabéu.