Deportes

Rugen los Tigres


NUEVA YORK / Agencias -El novato Justin Verlander dominó a Alex Rodríguez con disparos de hasta 100 millas por hora. Joel Zumaya lo llevó hasta 102. Tanto Alex como los otros bateadores Yanquis, nunca vieron los lanzamientos, y los Tigres de Detroit, encabezados por el bateo oportuno de Curtis Granderson, Marcus Thames y Carlos Guillén, derrotaron 4x3 a los Yanquis de Nueva York en el segundo partido de la serie de división de la Liga Americana.
Justin Verlander, el pitcher sensación de los Tigres, aunque se fue sin decisión en 5.1 innings, se combinó con tres relevistas para realizar una gran labor, y contribuyó a que Detroit empatara a uno la serie divisional, que se traslada a Detroit, donde juegan hoy por la noche.
Ante unos 56,252 aficionados que quedaron silenciosos, en el juego de reprogramación a mediodía, los Tigres cortaron una racha de seis derrotas que se remontaba a la última semana de la temporada regular.
Detroit tomó la delantera en el segundo inning por doble de Craig Monroe y hit de Marcus Thames, pero los Yanquis, que dejaron las bases llenas en el primer inning, en que se ponchó Alex Rodríguez, le dieron vuelta al marcador 3x1 por jonrón de Johnny Damon con Hideki Matsui y Jorge Posada en circulación.
Los Tigres descontaron una en el quinto por doble de Marcus Thames y fly de sacrificio de Curtis Granderson. Carlos Guillén, con jonrón solitario al right, empató el juego en el sexto inning, y en el séptimo, Granderson bateó triple por la banda del bosque central y remolcó a Thames, quien bateó sencillo, avanzó a segunda por pasbol y a tercera por sacrificio.
Ya con la ventaja, el bullpen de Detroit silenció a los Yanquis, retirando a diez de los últimos once bateadores. Joel Zumaya subió a la colina con un out en el séptimo y con envíos que alcanzaron las 102 millas; retiró a cinco consecutivos, de ellos tres por ponche. Todd Jones lanzó el noveno, y aunque Hideki Matsui le dio sencillo, Jones ponchó a Jorge Posada, en tanto Robinson Cano y Johnny Damon elevaron a los jardines.
La victoria fue para el relevista Jamie Walker (1-0), que lanzó una entrada perfecta en sustitución de Verlander, que lanzó 5.1 innings, permitiendo tres carreras, siete hits y ponchó a cinco. Salvó Todd Jones. Perdió Mike Mussina, que lanzó siete innings y dejó su balance en 7-8 en 21 aperturas de postemporada.
En total, los lanzadores de Detroit poncharon a nueve bateadores yanquis, siendo el más afectado Alex Rodríguez, quien se fue de 4-0, y de ellos tres ponchetes. En el primer inning con las bases llenas lo ponchó Verlander con “balazos” de 99 y 100 millas, y una curva de 84 para el tercer strike. Rodríguez batea .125, con un hit en ocho turnos, con cuatro ponches.
El tercer partido de la serie se disputará hoy en el Comerica Park de Detroit con el zurdo Randy Johnson recuperado para lanzar con los Yanquis, y otro veterano, Kenny Rogers, por los Tigres en el duelo de abridores zurdos. Será el primer juego de postemporada en Detroit en los últimos 19 años.