Deportes

“El Chirizo” frente a “El Toro”, un plato atractivo que no se da


Xavier Araquistain

La historia del boxeo nacional siempre ha registrado grandes combates entre peleadores criollos que han brindado sus mejores esfuerzos sobre el ring para satisfacer las demandas de los aficionados, y dejan en claro quién es el mejor del momento. Fue así que se dieron combates importantes entre Francisco “El Toro Coronado” contra Vicente “Yambito” Blanco, quienes escenificaron tres memorables peleas, igual sucedió con los duelos entre Luis Lacayo y Leonel Urbina, así como las dos peleas entre Julio “Ratón” Hernández y Alexis Argüello.
Ahora que han aparecido más promotoras y se montan veladas frecuentemente, éstas no llenan la demanda y expectativas de los aficionados porque ahora la moda es presentar peleas “chanfainas” fabricándoles récord a las nuevas figuras, y lo peor del caso es que algunos que se han metido dizque a promotores se preocupan más por cumplirles a sus patrocinadores y vender su imagen para buscar una nominación de ser el mejor, que presentarle al público --que es el que paga y merece respeto-– peleas paquetes que no engañan a nadie, ni al mismo boxeador ganador.
Hace un tiempo se armó la pelea entre los invictos José “Quiebra Jícara” Alfaro (llevaba 13-0) y el novato Santos Benavides, quien apenas llevaba cuatro peleas ganadas. Nadie protestó por la menor experiencia de Benavides, pues se trataba de que Alfaro lo derrotara. Al final Alfaro dejó escapar una victoria por puntos, al ser alcanzado por un golpazo de Benavides en el round final.
La supuesta revancha no se ha realizado por razones de pesos y centavos, pero el público estaría encantado de verla y no de estar viendo gente que es anunciada con bombos y platillos y llegan a dejarse caer.
Si la pelea de revancha entre Alfaro y Benavides no la montan es porque también hay promotores que quieren pagar bolsas de hambre y los peleadores no quieren exponerse por tan poco. Santos Benavides se hizo famoso por noquear a Alfaro, pero ahora lo quieren manejar con cuidado ya que sólo le buscan muertos para que se luzca, pero al final –-aunque sigue ganando-– deja sus debilidades al descubierto.
El “Chirizo” contra “El Toro”
Después de ver cuatro o cinco peleas del noqueador René “El Chirizo” González y de observar el supuesto desarrollo de Santos “El Toro” Benavides, creo que una pelea entre ellos sin duda que sería la pelea del año y el interés sería mayúsculo. Y no se trata de darles cuerda, pero creo que andarles buscando rivales de 100 dólares en México y Panamá es estafar a la gente, y una pelea entre ellos hasta necesitaría un local más grande que el gimnasio Alexis Argüello, y una mayor inversión de un promotor sería recompensada con una excelente entrada.
Y de montarse el pleito González-Benavides el vencedor después podría enfrentar a “QJ” Alfaro en otro plato deportivo de calidad. Si la revancha Benavides-Alfaro la han hecho de hule por puros temores ficticios, pues ahí está el gran combate González-Benavides que debe llenar cualquier plaza. Obviamente que promotores sin recursos no se deben de meter a esa empresa. La gente ya no quiere “paquetazos”.