Deportes

Se busca medalla

* Aristides Sevilla será el abridor por la Selección en el primer encuentro contra Venezuela. Julio César Raudez tendrá el gran reto de sortear a la maquinaria cubana en el segundo encuentro de los pinoleros

Carlos Alfaro

La Selección Nacional de béisbol viaja hoy a Cartagena de Indias, Colombia, con las maletas repletas de objetivos y sueños a lograr en el torneo de béisbol de los Juegos Centroamericanos y del Caribe.
El vuelo de los pinoleros es a las 2 de la tarde, y se espera que a las cinco ya hayan aterrizado en Cartagena.
Omar Cisneros, el dirigente del club, pese a la presencia de Cuba y otras grandes potencias beisboleras, espera dar la máxima sorpresa en la historia: la captura de una medalla dorada.
Omar lució recatado en sus declaraciones de obtener medalla, pero en el fondo, él siempre pensó en la de oro.
No importó lo vacilante que lució el equipo en los fogueos contra American College. El ánimo está al cien, y el optimismo de un gran desempeño para el torneo luce intacto y cada vez más fortalecido.
Nicaragua debutará contra Venezuela el domingo a las 2 de la tarde, y Omar Cisneros desde ya designó a Aristides Sevilla para ser el abridor.
“Pese a que no lució bien contra los muchachos del Bóer-American College, él (Aristides Sevilla) es el pitcher del momento, y creo que merece la designación de ser el lanzador que nos hará conseguir la primera victoria en el evento”, dijo Cisneros.
Sevilla salió sin decisión en el primer desafío de fogueo que tuvo la Selección con el team universitario. Abandonó la loma perdiendo 1x0, y lució vacilante y con muchos problemas de control.
Para el segundo encuentro, sin dudas el reto más grande para los pinoleros, Julio César Raudez será el abridor ante la poderosa novena de Cuba.
Esto será el lunes a las 7 de la noche.
La única vez que los enfrentó fue en la Serie de fogueo que Nicaragua hizo en Cuba. Allí Raudez fue sacudido fuertemente, pero el momento de reivindicarse le ha llegado en los Juegos CA y del Caribe.
“Cuba tiene una alineación ofensiva muy temida de primero a noveno bate, pero también yo le tengo gran confianza a Raudez de que puede hacer un gran papel ante ellos. Él (Raudez) tiene un nivel de pitcheo increíble, y si derrota a Cuba no lo llamen a eso sorpresa”, concluyó diciendo Omar.