Deportes

Preocupación por Rooney


El entrenador de la selección inglesa de fútbol, Sven Goran Eriksson, está en contacto con los médicos que atienden al jugador del Manchester United Wayne Rooney, quien el pasado sábado se lesionó en el partido frente al Chelsea, informó ayer la prensa británica.
Eriksson ha manifestado su intención de llevar a Rooney al Mundial de Alemania, que empieza el 9 de junio, si el delantero inglés está en condiciones de jugar en algún momento del campeonato.
El Manchester United informó el pasado sábado de que Rooney estará fuera de la competición seis semanas, tras sufrir una fractura en la base del cuarto metatarsiano de un dedo del pie derecho.
En declaraciones a la cadena Sky el domingo, Ericksson dijo que es prematuro saber si estará en forma.
“Si pensamos que tiene la posibilidad de jugar en la Copa del Mundo, entonces lo llevo. Creo que es también la esperanza de todos los aficionados ingleses”, agregó el entrenador sueco.
Inglaterra es uno de los francos favoritos para un lugar entre los cuatro primeros de la Copa del Mundo en caso de que pueda contar con Rooney, un jugador de 20 años aunque con un feroz instinto goleador, en plena forma. El equipo estrenará el 10 de junio en el Mundial, en partido ante Paraguay.
Por otro lado, la prensa señala que la Asociación de Fútbol puede designar esta semana a Steve McClaren, entrenador del Middlesbrough, como sucesor de Eriksson al frente del equipo inglés después de que Luis Felipe Scolari, responsable de la victoria de Brasil en el Mundial 2002, rechazara la oferta de trabajo.
Owen espera superar dolores en un pie
LONDRES / AFP
El delantero de la selección inglesa y del Newcastle, Michael Owen, afirmó ayer en The Times sentirse “aliviado” tras haber hablado con otros jugadores que tuvieron la misma lesión que él en un pie y quiere participar en el Mundial-2006 de fútbol en Alemania.
El goleador inglés reencontró la competición el sábado, en la 37ª jornada de la Liga inglesa frente a Birmingham, tras haber estado ausente de los terrenos cuatro meses debido a una fractura ósea de un pie. Owen jugó treinta minutos, pero sintió dolores.
“He hablado con otros jugadores que han tenido la misma lesión que yo y me han dicho todos que es normal sentir cierto dolor en el primer partido”, explicó el delantero.
“Si desaparece en los próximos días, espero jugar contra Chelsea el domingo”, añadió Owen. “No hay razón para que este problema me impida jugar la Copa del Mundo”, explicó.
Owen, de 26 años, señaló al diario inglés que habló con su cirujano, así como con el seleccionador de Inglaterra, Sven-Goran Eriksson, y este último le tranquilizó hablando de sus propias lesiones cuando era jugador.
Una nueva fractura para Owen habría sido muy perjudicial para la selección inglesa de cara al Mundial, ya que otro delantero, Wayne Rooney, se fracturó este sábado el cuarto metatarsiano del pie derecho.