Deportes

Espectacular pitcheo


Martín Ruiz

Ayer era el día de Rafael Batista. El colombiano, que fue superado el pasado sábado por Julio Ráudez, fue el verdugo del Chinandega, realizando un trabajo monumental a lo largo de ocho episodios, a esto hay que sumarle el taponeo de Jairo Pineda en un vibrante y espectacular noveno inning, se agenció la victoria 2x0 que le permite a las Fieras del San Fernando igualar la serie a dos triunfos por equipo.
Fue una jornada extraordinaria. Primero por la asistencia de unos 14 mil aficionados, seguida por el golpe de apertura de las Fieras, el trabajo de Batista, el gran relevo de Oswaldo Mairena, la tensión en la recta final del desafió, el taponeo de Pineda, al que le siguió un vibrante doble play de cierre. No se podía pedir más.
La defensiva chinandegana se fracturó inesperadamente en el primer inning, facilitándole dos carreras al San Fernando, las que protegieron a lo largo del desafío.
William Juárez, que abrió en lugar de Vicente Padilla, le dio base por bolas a Rogeravin Bernadina, Mario Holmann siguió con sencillo al left, pero sobre la jugada Wilson Batista obstruyó el paso a Bernadina, al que se le cedió la antesala. Se ponchó Danilo Sotelo mientras Holmann se robaba segunda base. Norman Cardoze roleteó al short y Bernadina anotó la quiniela, cuando Wilson Batista tiró abierto a home. Ofilio Castro siguió con rola de frente a tercera base. Juan Oviedo esperó el rebote, pero la pelota le dio en el pecho y se llenaron las almohadillas. Inexplicablemente marcaron hit en vez de error. Yáder Hodgson roleteó al short y Holmann anotó la segunda carrera.
Era comienzo de juego y nadie imaginó que esas serían las únicas anotaciones del desafío. Rafael Batista manejó adecuadamente las curvas y cambios de velocidad para disminuir el poder ofensivo de los bateadores chinandeganos y recibió buen respaldo de la defensa.
Juárez afrontó dificultades y en el cuarto episodio explotó dejando dos en circulación y un out. Fue el momento de Oswaldo Mairena. El zurdo sacó el inning y llegó a retirar a ocho en fila hasta que en el séptimo episodio, volvieron los problemas defensivos.
Oswaldo le dio base por bolas a Sergio Mena, pero cometió error en fildeo sobre toque de sacrificio de Renato Morales. Bernadina también tocó bola y el error fue de Juan Oviedo, quien tiró mal a la inicial. Mairena le puso corazón a cada lanzamiento para dominar a Holmann en rola a tercera, forzar a Mena en home y luego a Danilo Sotelo, quien bateó por la misma zona para concretar el doble play vía home-primera base.
Para el cierre del octavo una ligera brisa, que suspendió durante casi seis minutos el juego, descontroló al zurdo, quien le dio bases a Cardoze y al emergente Domingo Álvarez, pero dominó las acciones. Oswaldo tiró 4.2 innings sin hit ni carrera, pero sus compañeros estaban anulados.
El pitcheo de Rafael Batista era dominante, por lo que los chinandeganos pasaron 3.2 innings sin conectarle hit. Él quería concretar la blanqueada, pero debió abandonar el montículo en el noveno, cuando Wilson Batista inició la ofensiva con sencillo. Relevó Jairo Pineda y Ambiorix Concepción se apuntó doble sobre un batazo corto que encontró a Sotelo en el fondo del bosque derecho. Próspero González elevó hacia el lado de tercera y el viento jugó su papel desconcertante contra Luis Iglesias. La pelota se movió desde terreno foul a fair e Iglesias fildeó casi sobre el corredor Batista, para finalmente perder la pelota.
Las bases estaban llenas sin out. Juan Oviedo roleteó a tercera. Iglesias tomó y tiró de un bound a home para forzar a Batista y luego Edgar López roleteó a segunda base, donde Holmann inició la jugada de doble play que mató las aspiraciones chinandeganas.
Ganó Batista y perdió Juárez, con salvamento de Pineda, quien le puso extra a cada lanzamiento para asegurar la victoria. La serie continúa mañana en Masaya.