Deportes

Heat arrolladores


Houston, EU / EFE
El nuevo año comenzó en la NBA con un triunfo arrollador de los Heat de Miami y una derrota más de Los Ángeles Lakers, que no pudieron superar la ausencia de su estrella, el escolta Kobe Bryant, sancionado con dos partidos de suspensión.
No pudo comenzar mejor el año 2006 para los Heat después de ganar por 97-70 a los Timberwolves de Minnesota, para consolidarse como líderes indiscutibles de la División Sureste.
El escolta Dwyane Wade con 19 puntos, nueve asistencias y seis rebotes, encabezó el ataque de los Heat, que tuvieron un 52,0 por ciento de acierto en los tiros de campo y cinco jugadores en dobles dígitos.
El pívot Shaquille O’Neal también hizo un buen trabajo al conseguir 16 puntos, mientras que el reserva Alonzo Mourning lo apoyó bajo los aros para lograr 13 tantos y capturar 10 rebotes.
Los Heat (19-13) con su defensa establecieron la marca más baja de puntos permitidos en lo que va de temporada y el margen más grande en el marcador, mientras que para los Timberwolves fue la anotación más baja que han conseguido.
Antes que diese comienzo el partido en el American Airlines Arena, los Heat dieron a conocer la renovación del contrato a Pat Riley, pero sin que se especificase la duración y para cuáles de las funciones le iba a afectar, si la de entrenador, presidente del equipo o ambas.
El alero Wally Szczerbiak volvió a ser el máximo encestador de los Timberwolves al conseguir 19 puntos, mientras que Rashad McCants consiguió 13, y el alero Kevin Garnett empató la marca más baja de anotación en lo que va de temporada, con sólo 11 tantos.
Los Timberwolves (14-14), aunque siguen de líderes en la División Noroeste, han perdido ocho de los últimos 10 partidos disputados para confirmar la inconsistencia que están teniendo de nuevo esta temporada en su rendimiento.
El entrenador Phil Jackson y los Lakers tuvieron la gran oportunidad de comenzar el año nuevo con una victoria como equipo ante la ausencia de Bryant, pero el alero ruso Andrei Kirilenko se lo impidió al ser la figura de los Jazz de Utah.
Kirilenko, que ha vuelto a ser el jugador franquicia que los Jazz esperaban cuando llegó antes que se retirase el legendario Karl Malone, llegó al Staples Center para conseguir 23 puntos, cinco rebotes y cinco asistencias, que le dieron a su equipo a ganar 98-94 y conseguir la cuarta victoria consecutiva.
El triunfo permitió a los Jazz ponerse con marca de 15-16 y a sólo medio juego de los Timberwolves (14-14) y son los líderes en la División Noroeste.
El base Keith McLeod también iba a convertirse en factor sorpresa que ayudó al triunfo de los Jazz después de anotar 15 puntos, incluidos cuatro decisivos en los últimos 78 segundos del partido.
La ausencia de Bryant se notó una vez más en los momentos decisivos para los Lakers, que a pesar de los 19 puntos del alero Brian Cook y los 18 con 12 rebotes y ocho asistencias de Lamar Odom, no pudieron evitar la cuarta derrota consecutiva.
Bryant fue sancionado por la NBA con dos partidos de suspensión como consecuencia del codazo intencionado que le dio al escolta Mike Miller, de los Grizzlies de Memphis, el pasado miércoles, cuando ambos equipos jugaron en el Staples Center.
Los Ángeles Clippers en su primera salida fuera de su campo en 2006 consiguieron la victoria por 100-94 frente a los Trail Blazers de Pórtland, para romper una racha de dos derrotas consecutivas.
La victoria también permitió a los Clippers romper una racha de 12 derrotas consecutivas en el Rose Garden de Portland, donde no ganaban desde el 11 de abril de 1999 cuando se impusieron por 89-83.
Desde el inicio de la temporada de 1991-92, los Clippers sólo han podido ganar tres veces en 29 enfrentamientos.